Página principal

Visto: Se ha instruido esta causa rol n 981-C


Descargar 361.47 Kb.
Página1/9
Fecha de conversión20.09.2016
Tamaño361.47 Kb.
  1   2   3   4   5   6   7   8   9
Santiago, dieciocho de octubre de dos mil once.-

VISTO:

Se ha instruido esta causa ROL Nº7.981-C para investigar los delitos de asociación ilícita, falsificación de instrumento público e infracción al artículo 212 del Código Penal; y, establecer la responsabilidad que en tales hechos le ha correspondido a:

1.- Eugenio Adrián COVARRUBIAS VALENZUELA, chileno, nacido en Talca el 27 de julio de 1943, 67 años, casado, General de Ejército en retiro, cédula de identidad N°4.826.616-9, domiciliado en Calle Tadeo Reyes N°1092, departamento 53, comuna de Las Condes, Santiago;

2.- JAIME ENRIQUE LEPE ORELLANA, nacido en Santiago el 09 de diciembre de 1947, 62 años, soltero, Brigadier de Ejército en retiro, cédula de identidad Nº5.557.957-1, domiciliado en Las Torcazas Nº220, departamento 61, comuna de Las Condes, Santiago;

3.- SERGIO LAUTARO CEA CIENFUEGOS, chileno, nacido en Santiago el 07 de septiembre de 1955, 56 años, casado, Coronel de Justicia del Ejército en retiro, cédula de identidad Nº7.060.288-1, domiciliado en Avda. Manquehue Sur Nº1.264, departamento Nº505, Comuna de Las Condes, Santiago;

4.- FERNAN RUY GONZALEZ FERNANDEZ, chileno, nacido en Santiago el 10 de abril de 1951, 59 años, casado, Coronel de Ejército en retiro, cédula de identidad Nº3.385.840-4, domiciliado en Polonia Nº212, departamento 40, comuna de Las Condes, Santiago;

5.- RENE PATRICIO QUILHOT PALMA, chileno, nacido en Villa Alegre el 03 de septiembre de 1952, 59 años, casado, Teniente Coronel de Ejército en retiro, cédula de identidad Nº6.013.117-1, domiciliado en Línea Vieja s/n Parcela A de la comuna de Puerto Varas;

6.- LEONARDO QUILODRAN BURGOS, chileno, nacido en Temuco el 01 de marzo de 1941, 70 años, casado, Sub oficial Mayor de Ejército en retiro, cédula de identidad N°4.726.450-2, domiciliado en Schubert N°127, comuna de San Joaquín, Santiago;

7.- LEONARDO RENE GARCIA PEREZ, chileno, nacido en Santiago 29 de abril de 1962, 48 años, soltero, Egresado de Derecho, cédula de identidad Nº9.483.031-1, domiciliado en Avda. José Miguel Claro Nº1225, comuna de Providencia, Santiago;

El proceso se inicia mediante denuncia querella de fojas 2 y siguiente de fecha 25 de octubre de 2002, presentada por doña Carmen SORIA GONZALEZ-VERA, comunicadora social, domiciliada en Ernesto Hevia N°5865, La Reina, Santiago interpuesta en contra de las personas que indica y demás que resulten responsables como autores, cómplices y encubridores de los delitos de obstrucción a la justicia y asociación ilícita en perjuicio de su padre, don Carmelo SORIA ESPINOZA y su familia, cometido en el año 1991 de acuerdo a los antecedentes que señala.-

A fojas 289 y siguiente, se hace parte el Ministerio del Interior.-

A fojas 814 y siguiente, se hace parte el Consejo de Defensa del Estado.-

A fojas 846 y siguientes y en careo de fojas 848 y siguiente, presta declaración Eugenio COVARRUBIAS VALENZUELA; Jaime LEPE ORELLANA lo hace a fojas 826 y siguientes, 834 y siguientes, 923 y siguientes y en careos de fojas 913 y 928; a fojas; a fojas 1502 y siguientes y 1780 y siguientes presta declaración Sergio CEA CIENFUEGOS; a fojas 1.019 y siguientes y 2.600 y siguientes y en careos de fojas 2.603, 2.606 y 2.609 presta declaración Fernán GONZALEZ FERNANDEZ; a fojas 888 y siguientes presta declaración René QUILHOT PALMA; a fojas 798 y siguientes y en careos de fojas 848 y 913 presta declaración Leonardo QUILODRAN BURGOS; y, a fojas 1.485 y 1.777 presta declaración Leonardo GARCIA PEREZ.-

A fojas 2.611 y siguientes, Jaime Enrique LEPE ORELLANA, Eugenio Adrian COVARRUBIAS VALENZUELA, René Patricio QUILHOT PALMA, Leonardo QUILODRAN BURGOS y Fernan Ruy GONZALEZ FERNANDEZ fueron sometidos a proceso como co-autores del delito de asociación ilícita; Jaime Enrique LEPE ORELLANA y Sergio Lautaro CEA CIENFUEGOS, fueron sometidos a proceso como co-autores del delito de falsificación de instrumento público y como cómplice del mismo Leonardo René GARCIA PEREZ; y, Jaime Enrique LEPE ORELLANA y Eugenio Adrian COVARRUBIAS VALENZUELA fueron sometidos a proceso como co-autores del delito de infracción al artículo 212 del Código Penal y como cómplices del mismo fueron sometidos a proceso René Patricio QUILHOT PALMA, Leonardo QUILODRAN BURGOS y Fernán Ruy GONZALEZ FERNANDEZ.-

A fojas 2.956, 2.958, 2.960, 3.022, 3.024 y 3.026, se agregan los extractos de filiación de todos los procesados en esta causa.

A fojas 3.007, se declara cerrado sumario.

A fojas 3.028 y siguientes, se dictó acusación fiscal en los mismos términos señalados precedentemente en el auto de procesamiento de fojas 2.611 y siguientes.-

A fojas 3.045 bis y siguientes, el abogado Alfonso INSUNZA BASCUÑAN por la parte de la querellante Carmen SORIA GONZALEZ-VERA, se adhiere a la acusación fiscal.-

A fojas 3.047 bis y siguientes, por la parte del Programa Continuación Ley Nº19.123 del Ministerio del Interior, la Abogada Srta. Luisa SANHUEZA GOMEZ, deduce acusación particular en los términos que señala respecto de los acusados y delitos que indica.-

A fojas 3.062 y siguientes, por la parte del Consejo de Defensa del Estado, el Abogado Procurador Fiscal de Santiago, Sra. María Teresa MUÑOZ ORTUZAR, deduce acusación particular en los términos que indica.-

A fojas 3.204 y siguientes, el abogada Sr. Marcelo Cibie Paolinelli por su representado Eugenio COVARRUBIAS VALENZUELA, contesta la acusación fiscal, acusaciones particulares y adhesión a la acusación, solicita la absolución de su defendido por las razones que indica, sobre todo, por considerar que ha carecido de participación en los delitos que se le atribuyen.

A fojas 3.241 y siguientes el abogado Sr. Carlos Donoso Benedetti, por su representado Sergio Lautaro CEA CIENFUEGOS, contesta la acusación de oficio, adhesión a ella y acusaciones particulares.- Renueva la solicitud de prescripción alegada como excepción de previo y especial pronunciamiento y solicita la absolución de su representado por cuanto señala que no habría existido el delito por el que se le ha formulado cargos.-

A fojas 3.336 y siguientes la defensa del acusado Leonardo René GARCIA PEREZ, contesta la acusación de oficio y acusaciones particulares en los términos que indica y solicita su absolución por falta de participación en el ilícito que se le atribuye.-

A fojas 3.385 y siguientes, el abogado Sr. Juan Carlos Manns Giglio, por su representado Fernán Ruy GONZALEZ FERNANDEZ, contesta en el primer otrosí de su presentación la acusación de oficio, adhesión y acusaciones particulares.- Solicita su absolución de su representado, por haberse limitado a dar cumplimiento a una orden superior sin tener conocimiento de los alcances de la misma.-

A fojas 3.393 y siguientes, el abogado Sr. Jorge Balmaceda Morales, por su representado Leonardo QUILODRAN BURGOS, en el primer otrosí de su presentación contesta la acusación de oficio, adhesión y acusaciones particulares en los términos que señala.- Solicita su absolución por haber cumplido una orden superior, la que le fuera impartida en forma compartimentada, desconociendo la finalidad última de su materialización.-

A fojas 3.404 y siguientes, el abogado Sr. Luis Valentín Ferrada Valenzuela, por su representado Jaime LEPE ORELLANA, en el segundo otrosí de su presentación contesta la acusación de oficio, adhesión y acusaciones particulares en los términos que señala.- Renueva la excepción de prescripción de la acción penal y, en subsidio, solicita la absolución de su defendido por no haber tenido participación, ni en la muerte del Sr. Carmelo Soria Espinoza, ni en las acciones llevadas a cabo para el encubrimiento de dicho ilícito.-

A fojas 3.489 y siguientes, el abogado Sr. Gustavo Promis Baeza, por su representado René Patricio QUILHOT PALMA, en el tercer otrosí de su presentación contesta la acusación de oficio, adhesión y acusaciones particulares en los términos que indica.- Renueva la excepción de prescripción de la acción penal y, en subsidio, solicita la absolución de su defendido por no haber tenido participación en los delitos por los que ha sido acusado.-

A fojas 3.928, se trajeron los autos para los efectos del artículo 499 del Código de Procedimiento Penal.-

A fojas 4.305, se trajeron los autos para fallo.-

CONSIDERANDO:

En cuanto a las tachas:

PRIMERO: Que en el cuarto otrosí de su presentación de fojas 3.404 y siguientes, el apoderado del acusado Jaime LEPE ORELLANA, dedujo tacha en contra de los siguientes testigos: I) el testigo José Remigio RIOS SAN MARTIN, por las causales señaladas en los Nos. 4, 8 y 11 del artículo 460 del Código de Procedimiento Penal, y principalmente por su manifiesta incapacidad mental, todo ello, según señala, de acuerdo al exhaustivo análisis, razones, peritajes, informes policiales, acerca de los cuales se abunda en la contestación de las acusaciones y que en esta parte da por enteramente reproducidos, por resultar ellos largamente conocidos y probados en el proceso de investigación; II) los testigos Patricio Ricardo BELMAR HOYOS, José Hugo ROA VERA y Sergio Enrique TURRA MARCHANT (quienes además han declarado en condición de inculpados), por las causales de los Nos. 8 el artículo 460 del Código de Procedimiento Penal, por tener ellos en este proceso un interés directo e indirecto.- Agrega, que las tres personas tachadas son “testigos de referencia” y, además, no son testigos presenciales del hecho del que dan cuenta sino, únicamente, testigos de oídas, esto es, por haber oído a otro testigo inhábil, Remigio RIOS SAN MARTIN, decir una u otra cosa sin precisión alguna.-

SEGUNDO: Que en el tercer otrosí de su presentación e fojas 3.241 y siguientes el apoderado del acusado Sergio CEA CIENFUEGOS, deduce tacha en contra del testigo Jorge VIAL COLLAO, por afectarle la inhabilidad contemplada en el artículo 460 N°11 del Código de Procedimiento Penal, atendido que este testigo inviste la calidad de denunciante del delito de falsificación de instrumento público tal como consta del mérito de sus propias declaraciones en autos (fojas 1.446) afectándolo directamente el hecho sobre el cual declara.-

TERCERO: Que procede acoger las tachas opuestas en el considerando primero que antecede, respecto del testigo José Remigio RIOS SAN MARTIN, por afectarle la causal de inhabilidad contemplada

Sin embargo, no obstante lo expuesto anteriormente, el tribunal apreciará la fuerza probatoria de las declaraciones de los testigos que no reúnan los requisitos legales de conformidad a lo dispuesto en el artículo 464 del Código de Procedimiento Penal;



CUARTO: Que en lo que dice relación con las tachas opuestas en contra de los testigos enunciados en el número II.- del considerando primero, no se ha dado cumplimiento a lo que dispone el artículo 493 inciso 2º del Código de Procedimiento Penal, en cuanto prescribe que no se admitirán las tachas alegadas cuando no se indicare circunstanciadamente los medios de prueba con que se pretende acreditar la inhabilidad que afecta al testigo, razón por la cual estas no pueden prosperar, de modo que serán rechazadas.-

QUINTO: Que en lo que dice relación con la tacha interpuesta en el considerando segundo de la presente resolución, vale decir, disponer la inhabilidad de la declaración del testigo Jorge Vial Collao por tener la calidad de denunciante del ilícito de que se trata, ella será desestimada por cuanto dicha calidad la ostenta la querellante Sra. Carmen Soria González-Vera, quién dio inicio a la acción penal con mucha antelación a la declaración del testigo antes nombrado, quién sólo se limitó a contestar las preguntas que se le formularon y a señalar que ni el testimonio ni la firma proporcionadas en la causa seguida ante la justicia militar, correspondían a sus dichos.-

En cuanto a los hechos:

SEXTO: Que, del mérito del auto acusatorio de fojas 3.028, dictado con fecha siete de septiembre de 2009, se desprende que de acuerdo a la exposición detallada de los hechos materia de la investigación, se han cometido los siguientes delitos:

I.- Delito de asociación ilícita, descrito y sancionado en los artículos 293 inciso 1º y 294 del Código Penal;

II.- Delito de Falsificación de instrumento público contemplado en el artículo 193 del Código Penal, en sus números 1º, 2º y 3º.-

III.- Delito de infracción al artículo 212 del Código Penal.-

Para un mejor orden de la presente sentencia se procederá a continuación a realizar un análisis por separado respecto a cada uno de los ilícitos por los que se han fundado los cargos a los acusados:

I.- En cuanto al delito de ASOCIACIÓN ILÍCITA: SEPTIMO: Que en orden a acreditar los hechos punibles antes referidos se han reunido en autos los siguientes elementos de convicción:

a) querella de fojas 2 y siguientes interpuesta por doña Carmen SORIA GONZALEZ-VERA, comunicadora social domiciliada en Ernesto Hevia N°5865, La Reina, Santiago, en su calidad de hija legítima de don Carmelo SORIA ESPINOZA, ciudadano chileno-español y funcionario internacional de CEPAL, asesinado, según expone, por la Brigada Mulchén de DINA, el 14 de julio de 1976, en contra de las personas que indica y demás que resulten responsables como autores, cómplices o encubridores de los delitos de obstrucción a la justicia y asociación ilícita en perjuicio de su padre y su familia, cometido el año 1991, fundada en las razones que indica.-

b) declaraciones de Mariana Inés CALLEJAS HONORES rolantes a fojas 273 y siguientes que en su parte pertinente señala, que con respecto al asesinato de Carmelo SORIA no tiene ningún antecedente, lo único que llegó a sus oídos fue que había sido cometido por una brigada llamada Mulchen, comandada por un Capitán Salinas y supone que bajo órdenes del General Contreras.-

c) declaración judicial de José Eleazar LAGOS RUIZ quién señala que la persona que encontraron muerta en el canal San Carlos era el español Carmelo SORIA cuya fotografía salió en la televisión y era el mismo que vió en la casa de Michael TOWNLEY cuando era flagelado.-

Posteriormente, en una nueva declaración rolante a fojas 1.748 señala que efectivamente concurrió a prestar declaración en la Segunda Fiscalía en noviembre de 1993 en Avda. Pedro Montt, donde lo hicieron pasar a una oficina en que habían tres militares uniformados, uno escribía la declaración, otro escuchaba y el tercero estaba sentado usando un casco militar, agrega que le mencionaron que era un testigo clave y que mejor no se metiera en problemas, ante lo cual no quiso seguir declarando, ellos escribieron unas cosas y al pasarle la declaración la firmó sin leerla, pues quería salir de ese lugar lo más rápido posible.-

d) Que a fojas 289 y siguientes don José Miguel Insulza Salinas, Ministro del Interior del Gobierno de Chile, domiciliado en Palacio de la Moneda se hace en la presente investigación, siendo patrocinado por la Secretaria Ejecutiva del Programa Continuación Ley N°19.123 de Derechos Humanos del Ministerio del Interior.-

e) oficio N°013589 de 25 de julio de 2003 por el que la Ministra de Relaciones Exteriores de la época, Sra. María Soledad ALVEAR VALENZUELA, informa frente a lo consultado que: En atención a los antecedentes expuestos se puede señalar inequívocamente que el Sr. Carmelo SORIA ESPINOZA, era al momento de su muerte un funcionario internacional de Naciones Unidas que había sido asignado a la Comisión Económica para América Latina (CEPAL), como personal superior de esta última y acreditado en el Ministerio en tales condiciones en el año 1973.- En dicho cargo en la CEPAL desempeñaba funciones de Jefe de la Sección Editorial y Publicaciones del Centro Latinoamericano de Demografía (CELADE) que se ocupa de los estudios concernientes a las dinámicas de población.-

f) declaración judicial prestada a fojas 519 y siguientes por Joel Augusto LAZCANO GONZALEZ en el anexo B de estos autos Rol N°7.981 ordenadas agregar en compulsas según consta de resolución de fojas 408 y siguiente, en que señala, que con respecto al seguimiento que le fuera ordenado del sub oficial Remigio RIOS SAN MARTIN, la orden era que había que controlarlo, sus movimientos, a donde iba, a ellos no se les dio el motivo para ello, esto le fue ordenado por el Capitán BELMAR, era una labor desagradable porque tener que andar detrás de un ex compañero de armas fue complicado, además lo hizo pasar malos ratos, debido a que se les perdía y el oficial superior en el BIE, donde se desempeñaba en labores de inteligencia en el área exterior, les llamaba la atención.- Agrega que cuando se le impartió la orden de seguir a RIOS el jefe del Batallón era el Comandante Fernán GONZALEZ y el Jefe de Contraespionaje era el Mayor GUZMAN que era su jefe directo.-

g) declaración judicial prestada a fojas 522 y siguientes por Luis Humberto HERRERA MANSILLA en el anexo B de estos autos Rol N°7.981 ordenadas agregar en compulsas según consta de resolución de fojas 408 y siguiente, donde señala que a RIOS SAN MARTIN lo ubicaba sólo de nombre, porque había salido en el diario vinculado a Carmelo SORIA, si lo ubicaba ROA VERA y la orden para seguirlo y controlar sus actividades fue impartida por el Capitán BELMAR, ya que había declarado por la muerte de Carmelo SORIA en la Policía, y presume que dicha orden se la dio el mando superior.-

Señala que RIOS había pertenecido a DINA y era destacado en la institución, tenía el curso de comando, era paracaidista, pero después que pasó a retiro cambió radicalmente su personalidad, hizo voto de pobreza, prácticamente no comía, vivía en lugares marginales y frecuentaba la Capilla de Las Animas en la calle Teatinos y librerías en San Diego y Plaza Almagro, algunos días ingresaba a las piezas donde vivía y no lo veíamos salir y después lo encontraban en la calle.- Agrega que ROA le comentó que RIOS le conversó que pensaba que lo querían matar, lo que no era efectivo, sólo cumplían órdenes de su superior, en el sentido de seguirlo, saber que hacía diariamente y con quién tomaba contacto.- En una ocasión recibieron además, la orden de llevarlo a la Fiscalía Militar en Pedro Montt.- Después de aproximadamente dos meses el capitán BELMAR les dio la orden de retirarse y nunca más volvió a saber de él.-

h) declaración judicial prestada a fojas 525 y siguientes por Luis Humberto HERRERA MANSILLA en el anexo B de estos autos Rol N°7.981 ordenadas agregar en compulsas según consta de resolución de fojas 408 y siguiente, donde señala que estando en el BIE en la unidad de contraespionaje, seguridad externa, fue sacado de dicha unidad y transferido a un equipo que se formó por el Capitán BELMAR, con el objeto de efectuar seguimientos y marcación a un ex oficial de ejército de nombre Remigio RIOS SAN MARTIN.- Se conformaron varios grupos de trabajo y se comenzó a seguir a esta persona, lo ubicaron en una iglesia de calle Teatinos y luego comenzaron a seguirlo en sus actividades diarias, iba a un cité de calle Chiloé y tenía la apariencia de un vagabundo, agrega que incluso en una ocasión en el paseo Ahumada, enfrentó a un compañero suyo de apellido CORNEJO y le dijo que si lo seguía vigilando lo iba a eliminar, luego de ello a CORNEJO lo retiraron del equipo, esto duró aproximadamente una semana y se informaba por radio a la central todo lo que ocurría, posteriormente se les dio la orden de retirarse, sin mayores explicaciones y volvió a sus labores habituales.-

i) declaración judicial prestada a fojas 527 y siguientes por Juan Carlos VLADILO VILLALOBOS en el anexo B de estos autos Rol N°7.981 ordenadas compulsar como parte integrante de estos antecedentes, según consta de resolución de fojas 408 y siguiente, donde señala que llegó como oficial al BIE en el año 1992, donde trabajaba en el COESI que se refiere a temas de seguridad exterior y estando como comandante del batallón el Coronel Fernán GONZALEZ, su jefe el Comandante GUZMAN junto a BELMAR, le dio la orden de seguir a una persona, que le fue mostrada en Avda. Pedro Montt.- Por BELMAR, supo que se trataba de un oficial retirado a quién debía seguir, se metía a calles sin salida y desaparecía, se subía y se bajaba de las micros y circulaba por distintos sectores de la ciudad iba a una iglesia que quedaba en el centro y visitaba librerías, ignorando la razón por la que se les ordenó seguirlo y chequearle su rutina, era un grupo de ocho personas y a diario informaba a sus superiores de sus actividades.- Finalmente, señala que trabajó en ello por una semana, después siguieron otros grupos.-

j) declaración judicial prestada a fojas 533 y siguientes por Patricio Ricardo BELMAR HOYOS en el anexo B de estos autos Rol N°7.981 ordenadas compulsar como parte integrante de estos antecedentes, según consta de resolución de fojas 408 y siguiente, donde señala que con respecto al seguimiento que por orden del Comandante Fernán GONZALEZ tuvo que hacerlo con el suboficial ROA VERA, para poder ubicar a esta persona.- Recuerda que en una ocasión estuvieron conversando juntos en un restaurante de Plaza Almagro hasta donde llegó él y allí se concertó la reunión que posteriormente RIOS SAN MARTIN mantuvo con el Coronel LEPE que era el Secretario General del Ejército en ese tiempo y el comandante en retiro Patricio QUILHOT, esta reunión se hizo en un restaurante de la calle Chile España llamado “La casa vieja”, ignorando cual fue el tema que hablaron, sólo prestó cobertura de seguridad junto a ROA VERA.- Luego debió ir junto a éste a un estacionamiento en el centro donde observaron una camioneta Chevrolet Luv que iba a ser entregada a RIOS con la finalidad que la trabajara.-

k) declaración judicial prestada a fojas 593 y siguientes por José Hugo ROA VERA en el anexo B de estos autos Rol N°7.981 ordenadas compulsar como parte integrante de estos antecedentes, según consta de resolución de fojas 408 y siguiente, donde señala que a Remigio RIOS SAN MARTIN lo conoció en la Escuela de Paracaidistas y Fuerzas Especiales de Peldehue y después en el Regimiento BUIN donde hacía instrucción de Fuerzas Especiales.- Recuerda que el año 1991 el oficial Fernán GONZALEZ le ordenó que lo ubicara, primero estuvo sólo, luego le asignaron al oficial BELMAR, luego trabajaron en ello los sub oficiales CARREÑO, HERRERA y LAZCANO, entre los que recuerda, pero era un grupo grande ya que la orden del Coronel LEPE era que había que ubicarlo sí o sí, cuando estuvo en su oficina que era la del Secretario General del Ejército.-

l) declaración judicial prestada a fojas 716 por Carlos Hernán LABARCA SANHUEZA donde señala que conoce a José RIOS SAN MARTIN, que es un suboficial de ejército que formó parte de la Brigada MULCHEN y estuvo implicado en el tema de la muerte de Carmelo SORIA.- El junto a José AQUEVEQUE que también era suboficial de ejército, fueron los únicos clases que formaron parte de esa Brigada, entre los demás eran oficiales, los que recuerda, además de Guillermo SALINAS que era su jefe, estaban Pablo BELMAR, PEREZ SANTILLAN y QUILHOT.-

m) declaración judicial rolante a fojas 788 y siguientes por la que José Remigio RIOS SAN MARTIN ratifica su declaración policial prestada el 25 de noviembre de 2005, con algunas precisiones, así las cosas, señala que la camioneta le llegó a fines de 1994 y se la dejó a su abogado MIRANDA en un estacionamiento del edificio La Colonia en Catedral N°1465, de ella no pudo obtener la revisión técnica por lo que tenía su permiso de circulación vencido.- Agrega que esta no la recibió como una prebenda o que ella implicara un compromiso, la tomó como una ayuda que se le proporcionó, indica que en ese tiempo pasaba por una aflictiva situación económica y se encontró con Patricio QUILHOT al interior del cine ASTOR donde le regaló $30.000.- para que se comprara ropa y se presentara en debida forma en el Palacio de los Tribunales.- Antes había conversado con don Jaime LEPE, quién le ofreció su apoyo moral en una reunión en Plaza Almagro donde conversaron por lo que estaban pasando en el caso SORIA, según señala en su declaración policial.- Agrega que cuando habló con Patricio QUILHOT, quién a esa fecha trabajaba en una empresa pesquera en Puerto MONTT, le señaló que pensara muy bien lo que había declarado en el caso SORIA porque podrían sufrir veinte años de cárcel y que tuviera presente que la calidad de uniformado y la imagen que se tenía se perdía totalmente en una situación de un juicio.- El le contestó que ya había prestado su declaración en el juicio y que en la institución, como militar, se le enseñó el culto a verdad y que eso es lo que había hecho al dar su testimonio.- El le señaló que tenía un abogado amigo que lo podía defender y se despidieron.-

Agrega que no hizo mayores indagaciones acerca de quién le había donado la camioneta, lo entendió como algo de camaradas militares, en todo caso esta la llevó José ROA y la entrega fue en la oficina de don Roberto MIRANDA, quién lo defendía en el tema de SORIA.- Indica que la reunión que tuvo con Jaime LEPE fue al interior de su vehículo estacionado en la Plaza Almagro, donde le prestó su apoyo psicológico en el sentido que el grupo de camaradas no lo iban a abandonar, le dijo que contara con él para cualquier cosa y que no le pedía que cambiara su declaración.- En todo caso declaró muchas veces por dicha causa y después de esa reunión volvió a hacerlo ya que estuvo en varios tribunales, Segundo Juzgado Militar, la Corte de Apelaciones y después pasó a la Corte Suprema.-

n) Que a fojas 814 y siguiente el Abogado Procurador Fiscal de Santiago, se hace parte en la causa por el Estado de Chile por el delito de obstrucción a la justicia en contra de N.N.-

ñ) oficio de fecha 21 de Julio de 2006 por el cual el Notario Público de la 1ª Notaría de Providencia don Camilo VALENZUELA RIVEROS adjunta el original de la compraventa de la camioneta Chevrolet, Luv, patente ED-2030-5 celebrada el 16 de noviembre de 1994 entre Agrícola Punta de Cortés Limitada y Leonardo QUILODRAN BURGOS, anotada en el Repertorio bajo el N°2372.-

o) declaración judicial prestada a fojas 854 y siguientes por Roberto Claudio MIRANDA BRUNET donde señala que conoció a RIOS SAN MARTIN ya que llegó a su oficina de abogados no recuerda enviado por quién, por unos problemas de alimentos en un Juzgado de Menores donde tenía como cuatro procesos, tomando su asesoría.- Estuvo cercano a él como cinco años, de repente desaparecía por meses, se iba a la montaña a hacer retiro, hacía ayunos prolongadísimos, bajando veinte o más kilos y arrendaba piezas para vivir, donde no duraba mucho porque a la gente le daba miedo tenerlo ya que en ocasiones estaba como quince días sin salir, tenía ciertos desequilibrios y no tenía apego a las cosas materiales, tenía una gran inclinación a las matemáticas y muy vinculado a la cosa teológica.- Agrega, que como éste estaba atravesando por una situación económica delicada, ya que tenía una retención del 100% de su sueldo, él le indicó que recurriera a su institución para pedir ayuda, ante lo cual le redactó una carta y al mes siguiente llegó una respuesta en que se señalaba que se le iba a ayudar mediante un bien de trabajo, en este caso, con una camioneta.- No recuerda a que repartición la dirigió, al tiempo llegó la camioneta y él la recibió, la tuvo por unos meses, no tenía donde mantenerla y al poco tiempo la vendió.- Agrega que no recuerda si se hizo la transferencia a su nombre, cuando la vendió la persona que se la compró le pagó una parte al contado y el resto en cuotas que él se las recibió en su oficina.-

Por otra parte agrega que en el caso de SORIA, le correspondió defender a RIOS SAN MARTIN, le daba la impresión que era muy fantasioso y que inventaba cosas, leyó su informe del Servicio Médico Legal, donde se indicaba que sufría esquizofrenia paranoica, pero era un buen hombre.-

p) declaración judicial de Manuel Belisario CARREÑO ARRIAZA, quién a fojas 952 y siguientes señala que en una oportunidad fue sacado de la unidad de contraespionaje en que se desempeñaba y pasado a un grupo especial a cargo del capitán Patricio BELMAR HOYOS con el objeto de efectuar seguimientos a un sub oficial de nombre José RIOS SAN MARTIN, para lo cual se conformaron varios grupos de trabajo, lo seguían en sus actividades diarias, su equipo estaba a cargo del Capitán Patricio BELMAR HOYOS y compuesto por el sub oficial Anibal LLANQUINAO, el cabo segundo Juan CORNEJO DE LA FUENTE y otro cuyo nombre no recuerda y en algún momento se les dio la orden de terminar los seguimientos, sin saber nunca el motivo de estos.-

q) declaración judicial de Juan Edmundo CORNEJO DE LA FUENTE quién a fojas 954 y siguientes señala que en una oportunidad el Capitán VLADILO les ordenó efectuar el seguimiento de una persona, de quién se le exhibió una fotografía, para lo cual fue dejado en Avda. Matta, tomó contacto visual con él y comenzó a seguirlo, pero en un instante se le acercó y le dijo algo que por el tiempo no recuerda, allí se terminó el seguimiento y regresó a su unidad.- Fue la única vez que se le encomendó esta misión respecto de dicha persona.-

r) declaración judicial de Anibal Rafael LLANQUINAO VALDES, quién a fojas 956 y siguientes señala que en una ocasión reunieron a todos los de su unidad y se les dijo que debían abocarse a una misión especial que consistía en ubicar a José RIOS SAN MARTIN, el mayor Víctor GUZMAN MARTINEZ escogió un grupo al azar, y era el capitán VLADILO quién daba cuenta al Mayor GUZMAN respecto de los resultados, incluso recuerda que en una ocasión luego de seguirlo por toda una tarde, se les perdió, el Mayor GUZMAN se molestó con el Capitán VLADILO cuando se lo informó.-

s) declaración judicial de Sergio Enrique TURRA MARCHANT quién a fojas 961 y siguientes señala que mientras estaba en la unidad G-3 (Compañía de Operaciones Especiales de Contrainteligencia) del BIE, el mayor Víctor GUZMAN reunió a las agrupaciones de Perú y Argentina y les ordenó a contar de ese momento efectuar labores de seguimiento al sub oficial en retiro José RIOS SAN MARTIN, a quién conocía del Regimiento BUIN cuando ambos eran instructores, no podían tomar contacto con él, la orden era seguirlo y ver sus actividades, de lo que daban cuanta al comandante de su agrupación, quién a su vez daba cuenta al comandante del Batallón.- Agrega que en una oportunidad debieron esperar a un comandante que llegaba del sur a hablar con RIOS SAN MARTIN, esto ocurrió en la noche, él era muy desconfiado, este comandante venía de Punta Arenas, recuerda que se juntaron en el cité donde vivía éste, para lo cual prestaron una cobertura externa, como una especie de anillo de seguridad, por comentarios de otros colegas decían que no hubo contacto físico entre ellos sino que conversaron entre las tablas.-

Señala, que en una ocasión al ver el estado en que se encontraba RIOS SAN MARTIN, solicitó autorización para acercarse a conversar con él al comandante Fernán GONZALEZ, quién luego le ordenó que lo acompañara al edificio de las Fuerzas Armadas a conversar con el Brigadier LEPE, para plantearle lo que le había solicitado, sin embargo, luego de esperar al comandante GONZALEZ por dos horas, quién ingresó sólo, salió sin hacer ningún comentario.-

Indica que no tiene antecedentes de que RIOS se haya reunido con el Brigadier LEPE.- Si supo del tema de una camioneta que se le ofreció, pero que RIOS no quería aceptar por temor a que le ocurriera un accidente, incluso vió estacionado dicho vehículo en el patio del BIE, pero ignora que pasó con esta camioneta.- Posteriormente, se les dio la orden de regresar a sus labores habituales y no escucharon nada más de ese tema.-

t) examen de facultades mentales rolante a fojas 981 y siguientes de fecha 24 de enero de 2007, por el cual el Servicio Médico Legal informa al tribunal que practicado dicho informe a José Remigio Ríos San Martín, se estima que éste presenta una psicosis paranoide (o trastorno esquizotípico), aparentemente de varios años de evolución, que asienta en una personalidad anormal previa.- Es un enajenado mental.- Su patología es de curso crónico.- Puede mejorar con un adecuado tratamiento, pero no sanar.- Podría ser peligroso para sí mismo y terceros.- Debe ser sometido a tratamiento psiquiátrico en un centro especializado, en lo posible con un período inicial de hospitalización considerando la falta absoluta de conciencia de enfermedad.- La internación debería hacerse durante el tiempo que su médico tratante estime conveniente y continuar después con controles ambulatorios supervisados por el tribunal a fín de asegurar su cumplimiento y continuidad.-

u) copia autorizada de las declaraciones prestadas por José Remigio RIOS SAN MARTIN en las autos Rol N°1-93 por muerte de Carmelo Soria Espinoza seguida ante la Excma. Corte Suprema, tenida a la vista en esta causa y que van desde fojas 989 a 1018.-

v) declaración judicial de Víctor Daniel GUZMAN MARTINEZ quién a fojas 1.027 y siguientes señala que el año 1994 estaba como segundo comandante del BIE y recibió una orden del Comandante para que designara una unidad operativa para ubicar a RIOS SAN MARTIN.- Por competencia y experiencia personal designó a G-3 para dicha misión, era unidad que ambos habían comandado y conocían a su gente, que tenía la mayor experiencia profesional, pero tomó dicha orden como una más de las normales que se desarrollaban en el batallón, en esa fecha dicha agrupación estaba a cargo del oficial Jaime TORRES FLEMING por lo que a él debió haberle trasmitido la orden.- Agrega que supo que apareció pero no supo más detalles, ya que el comandante del BIE no le hizo ningún comentario a este respecto.-

w) declaración judicial prestada a fojas 1.034 y siguientes por Patricio Ricardo BELMAR HOYOS en el anexo B de estos autos Rol N°7.981 ordenadas compulsar como parte integrante de estos antecedentes, según consta de resolución de fojas 1.031, donde señala que nunca recibió una orden en el sentido de ubicar a RIOS SAN MARTIN, ya que en ese período estaba preparando su examen para la Academia de Guerra y G-3 quedó a cargo de quién lo seguía en antigüedad el capitán Carlos CABRERA que estaba a cargo de Bolivia, a cargo de la sección Perú estaba Pablo BELMAR HOYOS, en Argentina estaba Patricio WENSEL, en los paralimitrofes estaba Víctor POZA REYES y en la sección búsqueda y apoyo estaba el Capitán SEPULVEDA.- Finalmente, señala que sí escuchó comentarios sobre RIOS SAN MARTIN en el casino.-

x) declaración judicial de Bernardino del Carmen FERRADA RETAMALES quién a fojas 1.387 y siguientes señala que a mediados del año 1976 salió destinado a la denominada Brigada MULCHEN o J-7, físicamente ubicada en Avda. Eleodoro YAÑEZ, señalando en su declaración que el jefe de dicha unidad era Guillermo Salinas y la integraban además, Pablo Belmar, Quilhot, los sub oficiales Aqueveque Pérez, Vial Collao y Ríos San Martín.- Finalmente, señala que nunca escuchó ningún comentario acerca de la muerte de SORIA.-

y) declaración judicial de Jorge Hernán VIAL COLLAO, quién a fojas 1.392 señala que en septiembre de 1975 fue destinado a la Brigada MULCHEN al mando del capitán Guillermo SALINAS TORRES, lo seguían los oficiales Jaime LEPE ORELLANA, a quién conocía de la Escuela de Paracaidistas, Pablo BELMAR LABBE, Juan DELMAS RAMIREZ, quién había sido conscripto suyo en la Escuela de Infantería de San Bernardo, estaba René QUILHOT PALMA, Manuel PEREZ SANTILLAN.- También este equipo lo integraban otros clases como José AQUEVEQUE PEREZ, Bernardino PARADA RETAMALES, José RIOS SAN MARTIN, todos quienes procedían de la Escuela de Paracaidistas y algunos habían hecho el curso de comando.- Esta Brigada dependía directamente del Coronel CONTRERAS y luego pasó a depender del General Odlanier MENA.- Señala que del tema de la muerte de Carmelo SORIA nunca escuchó nada ya que ocurrió antes que él llegara.-

Declara que con motivo de la investigación por la muerte de Carmelo SORIA, fue citado a declarar ante la Policía de Investigaciones, indica que dicha citación se la entregó el Ejército, por lo que se presentó en las oficinas del AUGE, donde lo atendió el Coronel IBARRA quién le dio instrucciones de presentarse a declarar en el cuartel de calle CONDELL, con el sub comisario de apellido CASTILLO, con quién no tuvo ningún problema, fue una declaración normal, se le preguntó del tema SORIA, le indicó que nada sabía de ello, el sabía que había estado en la Brigada MULCHEN, pero no recuerda el detalle de su declaración, eso sí, está seguro que nunca fue citado ante ningún Ministro a ratificar dicha declaración.-

Por otro lado, recuerda que después fue citado a declarar ante el Ministro GUZMAN en el cuartel de Investigaciones de General MACKENNA, también lo hizo ante el Ministro MUÑOZ por la Escuela de Paracaidistas en el cuartel de Investigaciones de Independencia y finalmente con el Ministro MONTIGLIO en el cuarto piso de la Corte de Apelaciones de Santiago.- Señala que nunca antes concurrió a la Corte de Apelaciones de Santiago a declarar, que nunca prestó declaración ante otro Ministro o ante la Ministra Violeta GUZMAN por quién se le pregunta.- Indica que esta seguro que una vez que declaró en calle CONDELL con el sub comisario CASTILLO, no fue a ratificar esa declaración a un tribunal, la firma que se le exhibe se parece a la suya, pero reitera que no tuvo ningún problema con el Sr. CASTILLO y sólo fue citado a declarar ante un Juez cuando estaba retirado del Ejército.- No es efectivo lo que aparece en dicha declaración por cuanto nunca ha negado su pertenencia a la Brigada MULCHEN ni a las personas con quienes trabajó, le extrañó cuando lo interrogó este comisario, pero después nunca lo llamaron a declarar por ello, por lo que se olvidó del tema.-

z) declaración de René Edulio ALEGRIA ROJAS rolante a fojas 1.513 y siguientes, cuya declaración judicial prestada en el anexo principal fue agregada en compulsas a la presente investigación, tal como consta a fojas 1.512, donde señala que el año 1987 ingresó al Departamento Jurídico de CNI y el año 1990 es traspasado a la Auditoría General del Ejército.- Señala que conoce a Remigio RIOS SAN MARTIN, fue su amigo, se trataba de un sub oficial Mayor, comando y paracaidista, a quién conoció en el departamento jurídico de CNI y que trabajaba en un departamento donde funcionaban las fotocopiadoras, en Avda. República N°517, a quién asesoraba en sus problemas familiares por demandas de pensión de alimentos, cuando se terminó CNI pasó a retiro y al tiempo se lo encontró saliendo de la oficina de un abogado de apellido MIRANDA en calle Amunategui, luego supo por la prensa que había sido sometido a proceso por el caso SORIA.-

a’) declaración judicial de Gabriel Enrique IBARRA CHAMORRO, quién a fojas 1.973 y siguientes señala que en la Auditoría General del Ejército nunca tuvieron acceso físico al expediente del caso SORIA y señala que en un momento determinado el control y seguimiento de ese caso judicial pasó a la Comandancia en Jefe del Ejército, no recuerda quién le comunicó ello, pero lo más probable es que haya sido el Auditor General, quién era su jefe directo.- Agrega, que cree que en la Comandancia en Jefe ese tema lo debe haber manejado el Coronel LEPE quién era el Secretario General y además contrataron abogados para ese tema, como el abogado BALMACEDA y RETAMALES.-

b’) copias autorizadas de las piezas más relevantes de los autos rol N°1-93 de la Excma. Corte Suprema, por muerte de Carmelo SORIA ESPINOZA que van desde fojas 1.983 a fojas 2.193.-

c’) oficio del Jefe del Estado Mayor General del Ejército de fecha 30 de diciembre de 2008, agregado a fojas 2.571 y siguiente, que en su parte pertinente informa al Tribunal que de conformidad al marco fijado por los textos legales el Ejército de Chile no dispone de recursos para proporcionar ayuda económica y/o material a funcionarios en situación de retiro.- Tampoco resulta posible que los fondos provenientes de los gastos reservados asignados a esta Comandancia en Jefe, puedan ser utilizadas para la finalidad antes descrita.-


  1   2   3   4   5   6   7   8   9


La base de datos está protegida por derechos de autor ©espanito.com 2016
enviar mensaje