Página principal

Universidad del Norte Sto. Tomás de Aquino Facultad de Ciencias de la Salud


Descargar 12.93 Kb.
Fecha de conversión18.07.2016
Tamaño12.93 Kb.

Universidad del Norte Sto. Tomás de Aquino

Facultad de Ciencias de la Salud


Carrera: Lic. en Psicología

Asignatura: Psicología - 1º año -

Prof. María Inés Hernández

Año 2008

Ficha de cátedra: Concepto de empirismo. Aporte al campo de la Psicología

El término empirismo, proviene del vocablo griego “empeiría”, de translación latina “experientia” que significa “experiencia”.

En filosofía refiere a la teoría del conocimiento que enfatiza el rol de la experiencia, especialmente la percepción sensorial, en la formación de las ideas.

Con empirismo señalamos al conocimiento que se basa en la experiencia para validarse como tal; dicho de otro modo: la experiencia es la base de todos los conocimientos. Se parte del mundo sensible para formar los conceptos.

No es posible hablar de empirismo sin asociarlo a los nombres de John Locke y David Hume.
John Locke: (S. XVII) autor de Ensayo sobre el entendimiento humano (1689) fundador del empirismo inglés. Argumentó que el cerebro de un bebé recién nacido es una tabla en blanco (tábula rasa) en la que las experiencias dejan marcas. Niega rotundamente la existencia de ideas innatas.

Desde éste punto de vista empirista el conocimiento será siempre un conocimiento a posteriori, es decir, basado en la experiencia, el cual no es ilimitado; la experiencia y la percepción son su límite.

Las ideas surgen a partir de las impresiones de los sentidos, por lo tanto, una idea será válida sólo cuando reproduzca fielmente una impresión. Pensar significará relacionar, asociar ideas entre sí; por ejemplo: la idea de “centauro” será la unión de la imagen de un hombre y un caballo, pero como no reproduce fielmente ninguna de las impresiones, es una idea inválida.
Esta perspectiva ha contrastado con la escuela filosófica llamada racionalismo que plantea que el conocimiento se obtiene mediante la razón, (conocimiento a priori) independientemente de los sentidos y la experiencia. No obstante, los máximos exponentes de ésta perspectiva racionalista (Descartes, Espinoza y Leibniz) fueron partidarios del método científico empírico de su época. De la misma manera John Locke alegó que ciertos conocimientos (el conocimiento de la existencia de Dios, por ejemplo) pueden recurrir a la intuición y al razonamiento.

Entre los filósofos que asociamos al empirismo podemos citar a : Francis Bacon, Thomas Hobbes, George Berkeley, John Stuart Mill etc.


David Hume : (S. XVIII: 1711 – 1776) autor de diversas obras, entre ellas: Tratado de la naturaleza humana (1739). De nacionalidad escocesa, plantea que todo es susceptible de ser adquirido, aprendido. La experiencia se erige en “brújula” de la existencia. Propone un saber útil y práctico. Hay que salir, hay que recorrer el mundo y aprehenderlo a través de los sentidos.

Producirá una revolución gnoseológica ya que el conocimiento se adquiere, se aprehende (hay un cambio de “eje” con respecto a Descartes). La vía privilegiada son los sentidos, el saber es “perfectible” y “fáctico”, e implica trabajo.


Plantear la temática gnoseológica es plantear una relación: sujeto – objeto. Un sujeto que conoce y un objeto a conocer. El empirismo centra su atención en el objeto de conocimiento (contrapartida del racionalismo que centra su atención en el sujeto que conoce).

El objeto impresiona al sujeto; la realidad se escribe en el sujeto, a esto los empiristas llaman impresión ; no olvidemos que el sujeto es como decía Locke una tabla en blanco, donde todo puede escribirse, todo puede dejar su impronta, se trata de un sujeto pasivo.

Las ideas serían una impresión débil (perdieron vivacidad) de lo real, se construyen y adquieren en el tiempo. La impresión es la memoria que reemplazaría lo innato.

Si tuviésemos que resumir en una frase, la concepción antropológica vehiculizada por el S. XVII sería: “creer sólo lo que tus ojos ven”.


David Hume aporta al campo de la Psicología dos conceptos importantes: Experiencia (aprendizaje) y Asociación. Se aprende por asociación. La misma constituye una forma de relación no necesaria, consiste en conectar “asociar” las ideas unas con otras, constituiría el aspecto activo del sujeto. Ejemplo: puedo asociar recuerdos, experiencias, creencias, objetos etc.
Todas las percepciones de la mente humana se reducen a dos géneros distintos que yo llamo impresiones e ideas. La diferencia entre ellos consiste en los grados de fuerza y vivacidad con que se presentan a nuestro espíritu y se abren camino en nuestro pensamiento y conciencia. A las percepciones que penetran con más fuerza y violencia llamamos impresiones, y comprendemos bajo éste nombre todas nuestras sensaciones, pasiones y emociones tal como hacen su primera aparición en el alma. Por ideas entiendo las imágenes débiles de éstas en el pensamiento y razonamiento, como, por ejemplo, lo son todas las percepciones despertadas por el presenet discurso, exceptuando solamente las que surgen de la vista y tacto y exceptuando el placer o dolor inmediato que pueden ocasionar.....Cada uno por sí mismo podrá percibir fácilmente la diferencia entre sentir y pensar” (David Hume en “Tratado de la naturaleza humana”. Parte primera, sección primera, 1739)
Bibliografía de consulta:
Hume, D. (1981), Tratado de la naturaleza humana, Editorial Nacional – Madrid

Hume, D. (1748), Investigación concerniente al entendimiento humano, Oxford University



Sini, C. (2004) , Enciclopedia de Filosofía


La base de datos está protegida por derechos de autor ©espanito.com 2016
enviar mensaje