Página principal

Traducción Libro Dinosaurios Título. Portada y Contraportada Portada descubrelogíA


Descargar 46.24 Kb.
Fecha de conversión18.07.2016
Tamaño46.24 Kb.
Traducción Libro Dinosaurios

Título. Portada y Contraportada

Portada

DESCUBRELOGÍA

Un trepidante viaje interactivo a través de la Prehistoria

I Imágenes en 3D I Desplazables I RUEDAS I Ventanas I

Canto

Descubrelogía DINOSAURIOS Dougal Dixon



Contraportada

DESCUBRELOGÍA

DINOSAURIOS

Realiza un fantástico viaje en 3D a través de la era de los dinosaurios, y descubre las criaturas más poderosas que han vivido sobre la Tierra. Descubre cómo evolucionaron, que apariencia tenían, y por qué desaparecieron misteriosamente de la faz de la Tierra. Aprende también cuáles fueron los otros animales que compartieron el mundo de los dinosaurios, y desentierra los hallazgos fósiles más increíbles de la historia.

Tres párrafos seguidos que referencian la imagen inferior por arriba.

Escrito por un escritor muy galardonado y experto en paleontología.

Impresionantes fotografías de fósiles de esqueletos de dinosaurios.

Un trabajo artístico y digital increíble que trae a los dinosaurios de nuevo a la vida.

Dos párrafos seguidos que referencian la imagen inferior por abajo.

Resúmenes fascinantes sobre la anatomía y el comportamiento de los dinosaurios.

Ingeniosas secciones, ventanas, desplazables e imágenes para tener una verdadera experiencia interactiva en 3D.

Encima del recuadro blanco a la izquierda-abajo

Para mayores de 8 años.

Encima del recuadro blanco a la derecha-abajo

Realizado en China

PÁGINAS 02 Y 03

Página 02 sin texto

Página 03

DESCUBRELOGÍA

DINOSAURIOS

Escrito por Dougal Dixon



ÍNDICE

4 ¿QUÉ FUERON LOS DINOSAURIOS?

6 LA EDAD DE LOS DINOSAURIOS

8 LOS PRIMEROS DESCUBRIMIENTOS

10 CAZADORES MORTALES

12 PEQUEÑOS Y SALVAJES

14 GIGANTES SOBRE LA TIERRA

16 LOS PIES DE PÁJARO

18 ARMADURA PROTECTORA

20 LOS REPTILES VOLADORES

22 LOS REPTILES NADADORES

24 LA VIDA EN MANADA

26 HUEVOS Y CRÍAS

28 LA MUERTE DE LOS DINOSAURIOS

30 ÍNDICE DE PALABRAS

Especialista: Dr. Neil D. L. Clark, Hunterian Museum, Universidad de Glasgow



Páginas 04 y 05

Página 04

¿QUÉ FUERON LOS DINOSAURIOS?

Los dinosaurios, palabra que significa “Reptiles Terribles”, fueron las criaturas más fascinantes que hayan existido nunca. Estos reptiles prehistóricos gobernaron la Tierra mucho antes de que lo hicieran los mamíferos. Los dinosaurios caminaban con sus patas directamente bajo ellos, de forma contraria a cómo lo hacen los reptiles en la actualidad, y estaban formados por cientos de especies. Algunos eran apacibles comedores de plantas mientras otros fueron temibles comedores de carne, y podían variar tanto en su forma como en su tamaño. Una de las cosas más sorprendentes de los dinosaurios es que algunos llegaron a crecer de forma gigantesca, sin que los científicos puedan explicarse todavía cómo pudieron llegar a ser tan grandes.

Los dinosaurios fueron unas criaturas increíblemente exitosas, las cuales dominaron la Tierra durante unos 160 millones de años. Se extinguieron hace al menos 65 millones de años, dejando únicamente sus restos, los cuales se han solidificado y han quedado incrustados en las rocas de nuestro planeta formando lo que conocemos como fósiles.

Recuadro-pergamino:

HALLAZGOS CLAVE

1964, Montana. Un científico bastante influyente, John Ostrom, sacó a la luz los restos de un pequeño dinosaurio depredador conocido por primera vez en 1961. Posteriormente describió al animal como un Deinonychus (“Garra atroz”) y notó que su esqueleto se asemejaba mucho al de las aves. Esto lo llevó a reconsiderar una vieja idea propuesta ya en Época Victoriana: que los dinosaurios fueron los antepasados de los pájaros. En la última década, numerosos hallazgos de fósiles de dinosaurios con plumas han probado que Ostrom tenía razón.

Texto a la derecha de la fotografía superior de la página:

EL ESQUELETO MÁS GRANDE DEL MUNDO

El esqueleto montado de dinosaurio más grande del mundo es el del comedor de plantas conocido como Brachiosaurus (“Reptil con Brazo”), que se encuentra en Alemania. Normalmente, los fósiles de dinosaurios consisten en fragmentos aislados de hueso. Los esqueletos completos, como este del Brachiosaurus, son muy poco comunes. Pero se han hallado los suficientes para poder dar a los científicos una idea aproximada de la variada gama de tipos de dinosaurios.

Texto a la derecha del recuadro-pergamino

LA ANATOMÍA DEL DINOSAURIO

El Allosaurus (“Reptil diferente”) era un típico dinosaurio carnívoro de gran tamaño. Cargaba su presa en sus fuertes patas traseras, y la mataba usando sus garras y sus feroces dientes. Todo esto puede ser deducido por los científicos gracias a los restos conservados de partes duras de dinosaurio, tales como huesos y dientes. Las partes más blandas –tales como la piel, los músculos y los órganos- no suelen sobrevivir al paso del tiempo. Por esta razón, todavía sabemos muy poco sobre el color de los dinosaurios, la textura de su piel o sobre el interior de sus cuerpos. Aquellas partes blandas que se han conservado, conocidas como las “momias” de dinosaurio, son de mucho valor para los científicos, ya que son lo más cercano que pueden estar de un dinosaurio vivo.



Página 05

Recuadro superior izquierda:



CARACTERÍSTICAS DEL ALLOSAURUS

  1. Una cola larga y musculosa que ayudaba al Allosaurus a mantener el equilibrio cuando estaba en movimiento.

  2. Unas enormes patas traseras que soportaban su pesado cuerpo.

  3. Sus pies eran unas garras que tenían tres dedos principales.

  4. Su cuerpo, de constitución fuerte, pesaba cerca de 3 toneladas (2.7 toneladas).

  5. Unos brazos cortos y con garras que le permitían agarrar y aniquilar a sus presas.

  6. Un cuello fuerte para poder soportar su enorme cabeza.

  7. Unos colmillos grandes y potentes con unos dientes curvados y en forma de sierra que le permitían desgarrar la carne.

Texto a la izquierda del recuadro anterior:

REPTILES PARIENTES

Los dinosaurios evolucionaron a partir de un grupo de reptiles llamados arcosaurios (“Reptiles reinantes”), los cuales se parecerían a los cocodrilos de hoy en día. De hecho, si levantáramos a un cocodrilo un poco sobre suelo y dejáramos que sus patas traseras colgaran un poco, se parecería bastante a un dinosaurio carnívoro. Los cocodrilos modernos son parientes de los dinosaurios, pero realmente el más cercano de todos esos parientes no se parece en nada a la mayoría de los dinosaurios –estos parientes son las aves.

Texto de la parte inferior, a la izquierda:

CADERA DE AVE

Los dinosaurios se dividen en dos grupos principales dependiendo de la forma de los huesos de sus caderas que pueden ser como los de un ave o como los de un reptil. Los dinosaurios con cadera de ave eran comedores de plantas, como es el caso del Iguanodon (“Diente de Iguana”). Tenían los huesos de la cadera en forma de flecha y los intestinos situados por debajo de ésta, permitiendo así que algunos pudieran mantener el equilibrio sobre sus piernas traseras.

CADERA DE REPTIL

Los dinosaurios con cadera de reptil incluyen a algunos grandes comedores de plantas, como el Brachiosaurus, y todos los carnívoros. Las especies con caderas de reptil llevaban sus intestinos delante de sus caderas. Los comedores de plantas tenían unos intestinos muy pesados por lo que tenían que caminar casi siempre a cuatro patas. Los carnívoros tenían intestinos más ligeros, lo que les permitía mantenerse sobre dos patas.

Texto sobre los dibujos a la derecha del texto anterior

Iguanodon

Centro de Equilibrio

Brachiosaurus

Texto en el recortable

ÓRGANOS INTERNOS

El sistema circulatorio y otros órganos debían haber estado colocados al igual que aquellos de animales actuales con dietas similares en la actualidad. Los científicos continúan debatiendo si la sangre de los dinosaurios era caliente o fría.

HUESOS

La caja torácica era grande y bastante profunda, y alojaba sus órganos internos. Las costillas pequeñas en el vientre protegían la parte blanda inferior. Las marcas que aparecen en los huesos nos dicen dónde estaban unidos los músculos.



Páginas 06 y 07

Página 06

LA EDAD DE LOS DINOSAURIOS

Los dinosaurios aparecieron sobre la Tierra hace unos 230 millones de años, durante un periodo muy largo de tiempo conocido como la Era Mesozoica. Esta era estaba dividida en tres épocas más cortas: el Triásico, el Jurásico y los periodos Cretácicos. Durante el Mesozoico, el planeta cambió drásticamente. La corteza terrestre está constituida por placas gigantes, y estas se mueven sobre la roca al rojo vivo que se encuentra justo por debajo, formando continentes y nuevos mares. El clima cambió desarrollándose diversos tipos de hábitats en distintas áreas, haciendo posible que las plantas y los animales evolucionaran.

Los científicos pueden reconstruir las condiciones de la Era Mesozoica mediante el estudio de las rocas de aquella época. Por ejemplo, la arenisca roja se formó en zonas desérticas mientras la caliza lo hizo en los mares más cálidos y poco profundos. Igualmente, los científicos pueden saber qué especies habitaban el planeta a través de los análisis de los fósiles de animales y plantas.

Texto a la derecha de la foto central

ADAPTADO PARA ENCAJAR

El Tucán (izq.) vive únicamente en Suramérica. Sin embargo, el cálao, un pájaro similar, puede encontrarse solamente en África o en el Sureste asiático, mientras no es posible encontrarlo en Suramérica. La variedad de animales y plantas en la Tierra de la actualidad es mayor de lo que era durante la época de los dinosaurios. Esto se debe a que los continentes se encuentran separados formando grandes superficies de tierra, cada uno con su propia fauna y sus tipos de hábitat. Cuando los animales y las plantas quedaron aislados los unos de los otros, evolucionaron para poder adaptarse a las condiciones del medio en que vivían.

Texto a la Izquierda de la imagen de la parte inferior

PERIODO TRIÁSICO



Hace 251-199 millones de años

Durante la época Triásica, el clima era caliente y seco, y la mayoría de las tierras del interior eran un desierto estéril. Las costas eran más húmedas de manera que los bosques pudieron crecer allí y a lo largo de los ríos. En el Triásico Tardío es cuando los dinosaurios evolucionaron. Especies de las mismas características vivieron en todas las zonas del planeta, de manera que el comedor de plantas Plateosaurus (“Reptil plano”) de Alemania era igual que el Eusklosaurus (“Reptil de buena pierna”), que vivía en Suráfrica. Los dinosaurios compartían el medio con otros animales, incluyendo los mamíferos. Los Pterosauros planeaban por los cielos, mientras los reptiles marinos nadaban bajo las olas del mar.

Texto a la derecha de la Imagen inferior

EL PERIODO JURÁSICO



Hace 199-145 millones de años

En el periodo Jurásico el clima se volvió más húmedo. Los bosques, llenos de vapor, se extendieron por todas partes, estando sus suelos recubiertos por helechos y musgos. También hubo grupos de cycadas y helechos de tamaños gigantes. Igualmente, se desarrollaron nuevas especies de dinosaurios que acabaron por dominar la Tierra. Algunos comedores de plantas se volvieron enormes, mientras otros, como el Stegosaurus (“Reptil con tejado”), desarrollaron una armadura corporal. Los carnívoros crecieron en tamaño y se hicieron más poderosos, a la vez que un conjunto de pequeños depredadores evolucionaron hasta convertirse en aves. Los Pterosauros siguieron reinando en los cielos, y el océano se llenó de vida.

Recuadro-pergamino:

HALLAZGOS CLAVE

Comienzo de los 90, Alemania. El científico Alfred Wegener propuso por primera vez la teoría de “la deriva de los continentes” –la idea de que los continentes estuvieron unidos pero desde entonces se han movido a la deriva. La teoría no pudo ser probada.

Comienzo de los años 60, Norteamérica. Después de estudiar el suelo marino, los geólogos Harry Hess y Robert Dietz pudieron explicar la deriva de los continentes. Las capas superiores de la estructura de la Tierra son bastante flexibles, y están en agitación constantemente debido al calor procedente del interior de la Tierra. Este movimiento arrastra la superficie sólida de un lado a otro, moviendo los continentes. Esto se conoce con el nombre de la “Tectónica de placas”.

Página 07

EL MOVIMIENTO DE LA TIERRA

Hace millones de años, el movimiento de las placas de la Tierra cambió la superficie completa del planeta:

Primer planeta: Phanthalassa



PANGEA

Debajo


PLANETA TRIÁSICO

En el periodo Triásico, las masas de tierra estaban unidas entre sí formando un enorme supercontinente llamado Pangea, término que significa “todo Tierra”. Alrededor de Pangea yacía un océano enorme llamado Panthalassa (“todo Océano”).

Segundo planeta: Se queda como está.

Debajo


PLANETA JURÁSICO

Durante el periodo Jurásico, el movimiento de las placas comenzó a abrir grietas en Pangea, las cuales se rellenaron con agua del Océano. El supercontinente se dividió en dos continentes más pequeños: Laurasia, en el norte, y Gondwana, en el sur.

Tercer planeta: AMÉRICA DEL NORTE

Océano Atlántico del Norte

ÁMÉRICA DEL SUR

EUROPA


ASIA

ÁFRICA


INDIA

Océano Atlántico del Sur

Debajo


PLANETA CRETÁCICO

En el periodo Cretácico, Laurasia y Gondwana se rompieron en fragmentos de tierra más pequeños, formando más o menos los continentes que conocemos hoy en día. Poco a poco comenzaron a adaptar sus posiciones actuales al tiempo que el Océano Atlántico se iba desarrollando.

Texto Inferior. Entre las dos imágenes.

PERIODO CRETÁCICO



Hace 145-65 millones de años

El clima cretácico fue cálido y variado. Los hábitats se inundaron de colores con la aparición de las primeras plantas con flores, pero aún quedaron muchas plantas verdes y distintos tipos de hierbas. Hubo también muchos cambios en el mundo de los dinosaurios ya que los animales de un continente evolucionaron de forma distinta a los de otros. Así, por ejemplo, los dinosaurios en Norteamérica, tales como el Tyrannosaurus rex (“Rey reptil tirano”), eran diferentes a aquellos de América del Sur. También, otras muchas criaturas prosperaron con rapidez , encontrándonos cocodrilos, lagartos, reptiles marinos, pterosauros, aves, y mamíferos.



Páginas 08 y 09

Página 08

Recuadro-pergamino



HALLAZGOS CLAVE

1833, Inglaterra. Gideon Mantell halló y dio nombre un tercer tipo de dinosaurio: El blindado Hyleosauru (“Reptil de madera “), comedor de plantas.

1860-1890, Norteamérica. La rivalidad existente entre los paleontólogos Othniel Charles Marsh y Edward Drinker Cope llegó a conocerse como la Guerra de los Huesos. Ambos científicos enviaron equipos para encontrar la mayor cantidad de fósiles posible lo que llevó al hallazgo de muchos restos espectaculares, como por ejemplo los primeros esqueletos completos de Allosaurus y Triceratops (“Cara con tres cuernos”). Gracias a estos hallazgos, los científicos pudieron comprender mejor la anatomía de los dinosaurios y su diversidad.

Texto a la derecha del pergamino



LOS PRIMEROS DESCUBRIMIENTOS

Se han encontrado restos de dinosaurios mucho antes de que se conociera lo que realmente eran. Incluso se llegó a pensar que los restos pertenecían a humanos gigantes. Los dinosaurios comenzaron a estudiarse de una manera seria y científica a comienzos del siglo XIX, en Inglaterra. En aquellos momentos, eran vistos como reptiles gigantes de algún tipo y sólo se conocían tres especies distintas. Finalmente, en el año 1842, el anatomista británico Sir Richard Owen utilizó el nombre de “dinosaurios” para denominar a este grupo extinguido de animales. Desde entonces, numerosos restos de dinosaurios han sido hallados en cada uno de los continentes, incluso en la Antártida. Su estudio nos ha ayudado a comprender mucho mejor el mundo de estas bestias maravillosas y ha alentado en muchas ocasiones nuestra imaginación. Hasta el momento se ha dado nombre a unas 500 especies distintas, sin embargo los científicos estiman que esta cantidad es simplemente un tercio de todos los dinosaurios que existieron. El resto, todavía no ha sido encontrado.

2 párrafos entre las imágenes centrales de la página

LOS DIENTES DEL “REPTIL GRANDE”

En 1824, el geólogo William Buckland halló una mandíbula fosilizada con dientes con forma de puñales , como el que tenemos aquí, en el sur de Inglaterra. Pensó que pertenecían a un reptil gigante prehistórico y lo denominó Megalosaurus, que significa “Reptil grande”. Fue el primer dinosaurio identificado científicamente.



“DIENTE DE IGUANA”

El segundo dinosaurio que fue identificado fue gracias a los restos de dientes y huesos hallados en el sur de Inglaterra por el doctor Gideon Mantell. Los huesos pertenecían a un reptil y los dientes se asemejaban a los la iguana herbívora, pero más grandes. Así que, en 1825, Mantell denominó el fósil hallado Iguanodon, que significa “diente de iguana”.



Página 09

ESQUELETOS COMPLETOS

Los fósiles se desarrollan a lo largo de millones de años. La mayoría son restos de huesos, dientes y garras. También pueden encontrarse algunas veces huevos, huellas, impresiones de su piel e incluso restos de sus excrementos. Es bastante raro encontrar esqueletos que estén completos porque los animales de tierra muy raramente se fosilizan. Suelen fragmentarse en muchas partes o descomponerse antes de poder llegar a ser enterrados. Para poder encontrar un fósil de un esqueleto de dinosaurio completo, tienen que haberse dado varias situaciones:



  1. El dinosaurio tendría que haber muerto en el agua, o que su cuerpo yazca en un área donde los carroñeros no hubieran podido comérselo.

  2. El cuerpo tendría que haber sido enterrado rápidamente antes de que sus huesos se dispersen por la acción de las corrientes o que se descompongan por la exposición continuada al aire libre.

  3. Con la solidificación de los sedimentos entorno a los esqueletos, los minerales comenzaron a reemplazar las sustancias orgánicas de los huesos y, así, se fosilizaron.

  4. Con el tiempo, los movimientos de la Tierra habrían hecho emerger las rocas que contienen los fósiles a la superficie. El daño producido al fósil tiene que haber sido mínimo para su conservación.

  5. Las rocas por encima del fósil desaparecieron debido a la erosión, pero el fósil tendría que ser hallado antes de que también pudiera ser afectado por la erosión.

Texto bajo imagen de la derecha

LOS CAZADORE DE DINOSAURIOS

En el comienzo del siglo XX, se realizaron varias expediciones internacionales con el fin de encontrar esqueletos de dinosaurios, como la liderada por Roy Chapman Andrews (dcha.) para el Museo Americano de Historia Natural. En la década de los años 20, el equipo del museo fue a China y Mongolia trayendo de vuelta muchos hallazgos importantes. Entre estos se incluían los primeros huevos de dinosaurios, desenterrados por Roy Olsen (izqda.) Los cazadores de dinosaurios son conocidos como paleontólogos –gente que se dedica al estudio de los fósiles y a investigar cómo eran y vivían los dinosaurios.

Recuadro alargado debajo de páginas 08 y 09. De izqda. A Dcha.

CAMBIO DE APARIENCIAS

La idea de cómo era el Iguanodon ha cambiado desde que Mantell hiciera una primera representación de este antiguo reptil. Con el hallazgo de más restos fósiles los científicos han sido capaces de construir una imagen más próxima a la realidad.



IGUANODON: 1833

En un primer momento, el Iguanodon fue representado como una iguana gigante con una nariz apuntada.



IGUANODON: 1880

Se halló en Bélgica varios esqueletos completos que sugirieron que el Iguanodon tenía una posición vertical parecida a la del canguro y que su nariz no era ya apuntada sino más redondeada. .



IGUANODON: EN LA ACTUALIDAD

Los estudios más recientes han demostrado que el Iguanodon era un animal que caminaba a cuatro patas y que algunas veces se debió mover con sus patas traseras. Se piensa que tenía una cola muy pesada mantenida de forma elevada con respecto al suelo para poder mantener el equilibrio de su cuerpo pesado.

Recortable

UNA BESTIA REVELADA



El Megalosaurus se conoce en la actualidad como un terrorífico dinosaurio, comedor de carne, procedente del periodo Jurásico. Vivía en lo que es Europa en la actualidad y era un cazador muy veloz que tenía, además, unas enormes mandíbulas y unos dientes como cuchillos.

Páginas 10 y 11

Página 10

TODO TIPO DE DIETAS

Los carnívoros de distintos tamaños comían presas distintas:


  1. EL pequeño Microraptor (“Reptil saqueador”) comía gusanos e insectos, capturándolos con sus garras afiladas y con sus dientes en formas de cuchillas. .

  2. El DeinonychusK, de tamaño de lobo, cazaba en manadas, por lo que era capaz de enfrentarse a comedores de plantas muchos más grandes que él.

  3. El Monolophosaurus, (“Reptil de una sola cresta”), de un tamaño mediano, habría sido lo suficientemente potente como para cazar animales de su mismo tamaño.

  4. Los comedores especializados, como el Baryonyx (“garra mortal”) comían pescado, el cual cazaban con sus garras en forma de anzuelo, con sus colmillos tipo cocodrilo y con sus dientes.

  5. Los carnívoros más grandes, como el Tyrannosaurus rex, puede que cazaran al igual que hurgaran en busca de alimento, comiendo carne de animales ya muertos.

Texto central de la página

CAZADORES MORTALES

Los carnívoros (comedores de carne) son probablemente los mejor conocidos de todos los dinosaurios. Estos depredadores feroces pertenecían al grupo conocido como los terópodos (“pies de bestia”), una rama de la familia de los dinosaurios con cadera de reptil. La mayoría se mantenía y corría sobre sus dos patas traseras, y podían tener diversos tamaños desde el de un pollo pequeño a monstruos de 15 metros de altura y de un peso similar al de 30 leones machos adultos. Todos los carnívoros tenían la misma forma básica. La carne tenía una digestión menos larga que la de una dieta vegetariana, así que tenían un sistema digestivo bastante simple dentro de un cuerpo relativamente pequeño. Necesitaron unas patas traseras muy fuertes para poder perseguir a sus presas, al igual que unos colmillos muy largos y unos dientes muy afilados para poder rasgar la carne. Con sus colmillos y garras se echaban hacia adelante mientras una cola bastante pesada permitía equilibrar el peso de su cuerpo.

Texto debajo de imagen central

En la fotografía se puede ver el famoso T.rex conocido como “Sue” en una pose amenazante. Las reproducciones de museos de esqueletos de carnívoros solían mostrarlos en posición vertical, con sus espaldas inclinadas unos 45 grados hacia delante y sus colas apoyadas sobre el suelo. Pero esto haría que fueran animales muy lentos en sus movimientos. En la actualidad, los científicos opinan que los carnívoros fueron animales muy activos, capaces de perseguir una presa con sus cabezas y garras mantenidas hacia delante y equilibrados por su pesada cola.

Página 11

HECHOS PARA MATAR

Uno de los cazadores más activos de las explanadas del Jurásico fue el Ceratosaurus (“Reptil con cuernos”). Su cuerpo estaba perfectamente equilibrado por las caderas, con la cola mantenida directamente por detrás, como si fuera el palo de un funambulista al andar por la cuerda floja. Sus piernas eran muy grandes y fuertes y, aunque sus brazos eran pequeños, tenían unas garras muy afiladas para poder enganchar y desgarrar. Los magníficos colmillos del Cetosaurus tenían forma de cuchilla, con dientes irregulares para poder cortar la carne.

Texto encima del recuadro-pergamino

COLMILLOS FLEXIBLES

La cabeza de los terópodos más grandes, como el Ceratosaurus, podían funcionar como un martillo, destrozando bocas abiertas e incrustando sus dientes sobre su presa. Sus colmillos podían dejar la boca abierta de tal manera que rasgaban enormes cantidades de carne. Los huesos sobresaldrían a los lados para así ayudar a tragar los enormes trozos de carne.

Recuadro-pergamino

HALLAZGOS CLAVE

1990, Dakota del Sur. El Paleontólogo Sue Hendrickson halló el mayor y mejor conservado T.rex. Después de su excavación, se produjo una pequeña disputa sobre la pertenencia de sus restos. El preciado fósil fue confiscado por los agentes federales y, seguidamente, subastado. Finalmente, acabó en Museo Field de Historia Natural de Chicago con el nombre de “Sue”, en reconocimiento a su descubridor.



2006, Marruecos. Un nuevo hallazgo de restos de cráneo demostró que el Spinosaurus (“Reptil espina”) era el mayor depredador de todos los hallados hasta entonces. Los científicos calcularon que los restos provenían de un Spinosaurus de 17 metros de longitud, haciendo parecer diminutos al T.rex y a sus familiares.


La base de datos está protegida por derechos de autor ©espanito.com 2016
enviar mensaje