Página principal

Salve José amante y tierno Padre, Salve guardián de nuestro Redentor


Descargar 24.86 Kb.
Fecha de conversión21.09.2016
Tamaño24.86 Kb.


HIMNO

Salve José amante y tierno Padre,

Salve guardián de nuestro Redentor,

Esposo fiel de su bendita Madre y Salvador del mismo Salvador.
Al buen Jesús, pudiste ver sin velo

Y sobre ti, sus miembros reclinó. Al hacedor de tierra, mar y cielo con cuanto amor, besaste y te besó.
Ninguno fue por Dios tan encumbrado cual tu José lo fuiste del Señor .Tú de Jesús has sido el más amado Oh fiel guardián de nuestro Redentor.
Dichoso aquel, José que tú proteges

y el que con fe te invoca en la aflicción.

Oh fiel guardián, jamás, jamás nos dejes

sin tu favor, amparo y protección.

ANT. 1: “Hallaron a Jesús en el Templo, sentado en medio de los doctores, escuchándolos y haciéndoles preguntas”. / Espontáneo

Después de cada estrofa cantamos: “Señor quien puede entrar en tu santuario para alabar”
La Hija de la Caridad, que reconoce que el progreso en la vida espiritual depende del progreso en la mortificación.
La Hija de la Caridad, que mortifica sus sentidos sin que se den cuenta los demás es decir sin remilgos.
La Hija de la Caridad, que renuncia a una cosa buena por otra mejor.
La Hija de la Caridad, que conoce quién es su meta y canaliza sus energías hacia su META.
La Hija de la Caridad, que se abstiene de las críticas y de todo aquello que divide la comunidad.
La Hija de la Caridad, que sabe dominarse y, en vez de impacientarse, de murmurar, de intentar justificarse acepta con paz las contrariedades.

ANT. 2: “Su madre le dijo a Jesús: Hijo mío ¿Por qué te has portado así con nosotros? Tu padre y yo te buscábamos llenos de angustia”/Cantado
En todo momento, bendigo al Señor:

su alabanza siempre en mi boca está;

Mi alma se gloria en Dios Salvador;

los humildes oigan, se alegren en Dios.

Proclamen conmigo inmenso es Dios; Ensalcemos juntos sus nombre de amor; consulté al Señor y El me respondió; quitó las angustias de mi corazón.
Quedareis radiantes, contempladlo ya; vuestro rostro nunca se avergonzará. Si el afligido invoca al Señor, queda sin angustias, lo escucha Dios.
Que todos sus santos teman al Señor, porque nada falta a quien teme a Dios; ricos empobrecen, pasan hambre y sed

pero al que Dios busca las riquezas ve.
Vengan hijos oigan, los instruiré. Si alguien quiere vida y prosperidad, cuide sus palabras de la falsedad; haga bien sus obras, abandone el mal.
En los justos pone su mirada Dios; aunque sufren penas les muestra su amor. Los cuida y protege, les da su favor. Aleja los males es bueno el Señor.

ANT. 3: “Jesús bajó a Nazaret con sus padres, y vivía sumiso a ellos”. / 1 Hna
Grandes y maravillosas son tus obras,

Señor, Dios Omnipotente, justos y verdaderos son tus camino ¡oh Rey de los siglos!.
¿Quién no temerá, Señor, y glorificará tu nombre? Porque vendrán todas las naciones y se postrarán en tu acatamiento,

porque tus juicios se hicieron manifiestos.
LECTURA BREVE: Col. 3,23-24
Lo que hagan, háganlo con toda el alma, como para servir al Señor y no a los hombres: sabiendo bien que recibirán del Señor en recompensa la herencia. Sirvan a Cristo Señor.

RESPONSORIO BREVE:
José varón justo humildemente aceptó;

Guiado por el espíritu a María y a Jesús acompañó. José varón justo, fidelísimo a Dios entregó toda su vida a la obra de Dios.

MAGNÍFICAT:
ANT. “Jesús tenía unos treinta años y era considerado hijo de José”.
Proclama mi alma la grandeza de Dios

se alegra mi espíritu en Dios mi Salvador

porque ha mirado la humildad de su sierva

desde ahora me felicitarán

todas las generaciones.
Porque el Poderoso ha obrado

grandes maravillas en nosotros.

Grande es su amor, para todos,

Grande es su amor, y por siempre

Grande es su amor.
Hace proezas, con su brazo, corrige a los soberbios y con todo el corazón ensalza a los humildes, llena de bienes a los pobres.

Su promesa por siempre durará, como dijo a

nuestros padres.

PRECES: Espontáneas (no del breviario)
*Acudamos suplicantes a Dios Padre Todopoderoso, de quien procede toda la familia del cielo y de la tierra y digámosle suplicantes:

San José, Varón justo, intercede por nosotros”


* Porque somos miembros de la familia de Dios, nos atrevemos a decir: Padre Nuestro….
ORACIÓN FINAL: Juntas
¡Oh glorioso San José, feliz esposo de María, escogido para custodio del Salvador del mundo, Jesucristo! Vos que estrechándole tiernamente en vuestros brazos gozasteis anticipadamente del Paraíso en este mundo, obtenedme del Señor un eterno perdón de mis pecados, y la gracia de imitar vuestras virtudes, para que no me separe nunca de la vía que conduce al cielo. Por Jesucristo nuestro Señor. Amén.

ANGELUS (Ave María de Fátima)
Saluda a María el Ángel de Dios,

le anuncia el misterio de la Encarnación.
AVE (3v) MARIA (bis)
Soy, dice María la esclava de Dios,

en mi su Palabra hoy cumple el Señor.
El Verbo Divino, humilde encarnó,

por bien de los hombres la tierra habitó.


REFLEXIÓN: ORANDO CON SAN JOSÉ

1-Por el tiempo que a María esperaste, danos la virtud para en silencio pacientemente esperar, esto es danos la paz.

2-Por aceptar en castidad para María desposar, danos la virtud para vivir en pureza y castidad.

3-Por aceptar la paternidad de Jesús, danos la virtud para sólo hacer la voluntad de Dios.

4-Por el día que todo dejaste para tu Hijo salvar, danos la virtud para cumplir lo que Dios pida y vivir, como Tú, en santa obediencia.

5-Por el día que a tu Hijo encontraste hablando con sabiduría y callaste, danos la virtud de callar y aprender a escuchar al que en nombre de Dios habla.  


La base de datos está protegida por derechos de autor ©espanito.com 2016
enviar mensaje