Página principal

Revision del plan general municipal de ordenacion urbana. Documento de aprobacion inicial


Descargar 0.55 Mb.
Página1/6
Fecha de conversión20.09.2016
Tamaño0.55 Mb.
  1   2   3   4   5   6
/REVISION DEL PLAN GENERAL MUNICIPAL DE ORDENACION URBANA.
DOCUMENTO DE APROBACION INICIAL


MEMORIA.TOMO 3.
10.4 EL CENTRO HISTORICO.
10.4.1. INTRODUCCION.
El presente Documento, constituye la Memoria del documento de APROBACION INICIAL en lo relativo al Conjunto Histórico de El Puerto de Santa María. Como se ha comentado en los documentos anteriores de la Revisión del PGMO este trabajo ha asumido los documentos del Plan Especial de Protección del Conjunto Histórico cuya fase de Avance fue aprobada el 26 de septiembre de 1.996.

10.4.2 JUSTIFICACION Y OBJETIVOS GENERALES DEL PLAN EN EL CONJUNTO HISTORICO.


El mandato efectuado, por el artículo 46 de la Constitución Española de 1978, a los poderes públicos de asumir como función obligatoria la conservación y enriquecimiento del Patrimonio Histórico, plasmado en la Ley 13/1985, de 25 de Junio, de Patrimonio Histórico Español y, en el ámbito de la Comunidad Autónoma Andaluza, por la Ley 1/1991, de 3 de Julio, de Patrimonio Histórico de Andalucía, se traduce en la doble obligación para El Puerto de Santa María de redactar un plan protector, que al tiempo que da cumplimiento a los referidos preceptos legales, justifica el ejercicio de las competencias que los Municipios están llamados a ejercer, en esta materia, por la propia Ley reguladora de las Bases del Régimen Local, según su artículo 25.2.c).
Tras la promulgación de la Constitución de 1978, la conservación y enriquecimiento del patrimonio histórico-artístico y de los bienes que lo integran, cualquiera que sea su régimen jurídico, ha pasado de ser una competencia sectorial a ser un principio activo que impregna la actuación de todos los poderes públicos.
La situación de partida, de la ciudad de El Puerto de Santa María objeto de Planeamiento, se encuentra configurada por la existencia de un Conjunto Histórico, delimitado, por otorgamiento del R.D. 3038/1980, de 4 de Diciembre, tanto en su núcleo como en su zona de protección.
Concurre sobre el mismo ámbito la regulación de una normativa urbanística exclusivamente contenida en el Plan General, aprobado definitivamente por Resolución del Consejero de Obras Públicas y Transportes de la Junta de Andalucía, de 18 de diciembre de 1991 (BOJA nº 114, de fecha 31 de Diciembre) y adaptado al vigente R.D.L. 1/1992, de 26 de Junio, por el que se aprueba el Texto Refundido de la Ley sobre el Régimen del Suelo y Ordenación Urbana.
El planeamiento señalado contiene ordenanza específica para la zona, si bien con carácter transitorio, dada la remisión que, a estos efectos, realiza el propio Plan General, a la formulación de un Plan Especial de Protección.


10.4.2.1 ELABORACION Y REDACCION
Como se ha comentado en las anteriores fases de INFORMACION-DIAGNOSTICO y AVANCE DE PLANEAMIENTO, esta Revisión del PGMO para el Centro Histórico asume e incorpora los trabajos que se han desarrollado anteriormente desde el Ayuntamiento para la redacción del PEPCH desde la oficina municipal creada a tales efectos, que alcanzaron la fase de Avance y adquiere el compromiso de darles continuidad con el mismo grado de terminación a que obliga un planeamiento especial.


10.4.2.2 OBJETIVOS GENERALES DE LA REVISION DEL PGMO PARA EL CENTRO HISTORICO.
Como consecuencia del Análisis efectuado, se tiene una visión global y suficientemente aproximada de la realidad actual de el Conjunto Histórico de El Puerto de Santa María.
En base a los datos proporcionados por el Análisis se definen los objetivos generales del planeamiento, que se encauzan bajo determinados criterios de intervención, constituyendo su planteamiento teórico básico. Estos criterios posibilitarán la toma de decisiones ante las distintas alternativas que se puedan presentar en el proceso de redacción, decantando la ordenación por la propuesta que más se acerque a los criterios expuestos. Estos son los siguientes:


  1. CONSERVACION DEL PATRIMONIO EDIFICADO.

  2. MANTENIMIENTO DE LA TRAMA HISTORICA Y CARACTERISTICA MORFOLOGICAS.

  3. REVITALIZACION.

  4. APLICACION DE LAS MEDIDAS CONTEMPLADAS EN LAS LEYES DE INCIDENCIA

El establecimiento de estos criterios, nos lleva a proponer objetivos generales, que conforman el cuerpo de directrices básicas que tendrán por objeto las determinaciones que contemple el planeamiento, constituyendo la referencia fundamental para la toma de decisiones concretas.


Seguidamente se exponen pormenorizadamente, los objetivos generales, del planeamiento que se han estructurado respondiendo a las solicitudes de los criterios prefijados, sin intención de jerarquizar unos sobre otros, ni suponiendo su orden prioridad alguna.Son los siguientes:
CONSERVACION DEL PATRIMONIO EDIFICADO.


  1. Rehabilitar los edificios de interés patrimonial o configuradores de la escena urbana.Las prioridades en este punto, deberán atender al grado de interés de la edificación plasmado en Catálogo, combinado con factores de oportunidad que posibiliten su efectiva gestión.

  2. Renovar la edificación obsoleta. El planeamiento pretende conservar aquellos edificios o ambientes de verdadero interés patrimonial, siendo restrictivo en este sentido, y posibilitando una verdadera política de renovaciones que resanen el tejido urbano y potencien el uso residencial sin condicionantes de Catálogo.

  3. Mantener en uso los contenedores históricos. Se refiere este objetivo la puesta en uso de los edificios incluidos en Catálogo, jerarquizándose dicha puesta en uso, por niveles de protección, con especial incidencia en la posibilidad de reutilización de cascos bodegueros en desuso sin alterar sus constantes arquitectónicas.


MANTENIMIENTO DE LA TRAMA HISTORICA Y CARACTERISTICAS MORFOLOGICAS.


  1. Ajustar la división parcelaria de los edificios de interés, a lo realmente protegible, procurando en todo caso su mantenimiento. Especial incidencia en la desafectación del nivel de protección de parcelas, pues la inclusión de un elemento en Catálogo, no conllevará necesariamente la de la parcela que lo sustenta en su totalidad, posibilitando así la utilización de vacíos de parcelas, cuya vinculación con el elemento objeto de protección no sea de interés.

  2. Adecuar el parcelario existente a la lógica de renovación.Se posibilitarán las agregaciones y regularizaciones de parcelas, a fin de obtener, para aquellas que no sustenten edificación protegida, dimensiones tales que manteniendo dentro de unos márgenes los parámetros definidores de la morfología parcelaria, permitan la construcción de edificación residencial, en las condiciones de regularidad, iluminación, ventilación y confort que la sociedad actual demanda, y que origine un producto de Conjunto Histórico, que sea competitivo en el mercado inmobiliario.

  3. Reurbanizar el espacio público.Iniciar estas reurbanizaciones por zonas estratégicas que constituyan ejes o polos con potencialidad dinamizadora del Conjunto Histórico.

  4. Restringir el tráfico rodado. Crear itinerarios peatonales. Restringir no quiere decir impedir. Se trata de limitar el uso del automóvil dentro del Conjunto Histórico, potenciando los usos peatonales y de relación, pero siempre mezclados con el tráfico rodado como generador de cierta actividad, y evitando los grandes ejes peatonales, que si no cuentan con una importante población que los sustente, corren el peligro de desertización horaria. El Avance propone peatonalizar únicamente el viario que no tiene latitud suficiente para compartir usos. Se plantea una estrategia de peatonalizaciones limitadas, y unos itinerarios que articulen entre sí edificios o polos significativos, ayudando a la supresión de barreras urbanísticas.

  5. Mejorar la escasez de aparcamientos. Como medida complementaria de las restricciones de tráfico. Las medidas incluirán la obligatoriedad de dotación de plazas de aparcamiento en los edificios que se construyan en el Conjunto Histórico, a fin de resolver sus propias necesidades, y la construcción de aparcamientos bajo rasante en el perímetro del Conjunto Histórico, y puntos estratégicos del mismo.

  6. Dotar de espacios libres adecuados y equilibrados a todo el Conjunto Histórico. En este sentido se trata de conseguir espacios libres de relación en el Barrio Alto, que potencien la zona, vinculándose además a la puesta en valor de edificios de interés, así como de redefinir los existentes en Barrio Bajo, de forma que cumplan realmente la función urbana que se les atribuye.


REVITALIZACION.


  1. Limitar la posibilidad de uso industrial en los edificios de valor arquitectónico. Estimándose que el uso industrial, tanto por sus dimensiones como por el impacto ambiental que supone, debe residir en ubicaciones y construcciones de marcado carácter funcional, sin los condicionantes que supone a priori un edificio de interés patrimonial. En principio y excepto la pequeña industria y talleres artesanales, y la actividad bodeguera, estos usos no tendrían cabida en el Conjunto Histórico.

  2. Incentivar el uso residencial. Considerando que un idóneo funcionamiento del Conjunto Histórico, pasa necesariamente por una "repoblación" del mismo y tendiendo todos los objetivos que se vienen enumerando a esta incentivación.

  3. Localizar polos generadores de actividad turística. Identificar el turismo como una actividad motor del desarrollo y dinamización del Conjunto Histórico. Utilizar el turismo como elemento potenciador de actividad en puntos estratégicos del Conjunto Histórico, de forma que tensionen y pongan en carga zonas deprimidas.

  4. Equilibrar la distribución de usos impidiendo las áreas monofuncionales. Establecer ordenanzas limitadoras de la concentración terciaria como uso exclusivo y posibilitar la diversidad de usos y tipologías dentro del Conjunto Histórico.

  5. Potenciar el nivel de dotaciones sociales y deportivas. Fundamentalmente a nivel de barrio, cubriendo las carencias detectadas en este sentido.

  6. Mantener el uso bodeguero en sus contenedores históricos. Considerar el uso bodeguero como un bien patrimonial de interés etnológico, y ubicarlo en los cascos bodegueros de mayor interés patrimonial.

  7. Implantar usos compatibles con las edificaciones bodegueras vacías. Definir una gran variedad de usos como referencia de la posible reutilización de cascos bodegueros de interés. En los cascos vacios, de escaso interés patrimonial, posibilitar la renovación, con determinadas características que no destruyan la huella que suponen en el Conjunto Histórico las bodegas, pero que adecuen las posibilidades de utilización real.


APLICACION DE LAS MEDIDAS CONTEMPLADAS EN LAS LEYES DE INCIDENCIA


  1. Activar el mercado inmobiliario a través del Registro Municipal de solares y terrenos sin urbanizar.

  2. Prever medidas de aplicación de lo establecido en el artículo 99 de la ley 1/92 para los supuestos de rehabilitación forzosa, de las ayudas específicas.

  3. Delimitar áreas para el ejercicio de los derechos de tanteo y retracto según el artículo 291 de la ley 1/92



10.4.3 LA FUNCION DEL DOCUMENTO DE APROBACION INICIAL.
EL documento que ahora se presenta constituye la documentación necesaria para la APROBACION INICIAL por el Pleno de la Corporación. El contenido de esta fase para el Centro Histórico como para el resto del TM, como es conocido, debe responder a un documento completo en relación a lo establecido en la vigente legislación del suelo: arts 71 y 72 del R.D 1/92 (Texto Refundido de la Ley del Suelo) y arts. 19 a 42 del Reglamento de Planeamiento. Su aprobación en Pleno abrirá la Información Pública para la presentación de Alegaciones. Estas alegaciones serán objeto de estudio e informe por parte del Equipo Redactor, proponiendo su desestimación o aceptación, y elaborando un documento en el que se incluyan sobre la Aprobación Inicial, las modificaciones que devengan de los cambios aceptados. Este documento es el que se elevará a APROBACIÓN PROVISIONAL del Pleno de la Corporación.

10.4.4 EL ENFOQUE METODOLOGICO
La metodología aplicada para la redacción de la REVISION DEL PGMO ha sido abierta. Las propuestas se concretan como resultado de un proceso iterativo, como síntesis de múltiples tanteos y posibles soluciones, entre las cuales se han elegido aquellas que, a nuestro juicio y con los criterios prefijados, son susceptibles de potenciar en mayor grado el Conjunto Histórico.

10.4.4.1 ESQUEMA CONCEPTUAL
La metodología a aplicar para la redacción parte de un esquema conceptual basado en:


  • Los contenidos de la Ley 16/1985 del Patrimonio Histórico Español.

  • Los contenidos de la Ley 1/1991 de Patrimonio Histórico de Andalucía.

  • El reconocimiento de El Puerto de Santa María como ciudad histórica con todas las implicaciones que este hecho conlleva, no sólo desde el punto de vista legal, sino fundamentalmente, desde la óptica de la intervención, que forzosamente deberá ser en extremo cautelosa.

  • El crecimiento y renovación inherentes a la dinámica de la propia ciudad, entendidos no como congelación en el tiempo de arquitecturas y componentes sociales, sino como adecuación de las nuevas formas y modos de vida a un entorno con fuertes condicionantes histórico artísticos que es preciso proteger, pero a su vez con demandas diversas que se deben satisfacer inexcusablemente.

  • El componente socio económico, que aglutina la diversidad del Conjunto Histórico como pieza crucial en el proceso de mantenimiento, potenciación y renovación del patrimonio edificado y de una preservación "natural" de todos los valores histórico artísticos.

  • La participación ciudadana. Entendida no únicamente en el aspecto más estrictamente legal de cumplimiento de determinados trámites administrativos establecidos por la Ley sino como verdadera herramienta de trabajo, que perfile y oriente las decisiones, que asuma y reivindique como propias las determinaciones del Plan.

A partir de este esquema, se plantea una metodología abierta, en la que tomando como pieza inicial la investigación histórica, iran incidiendo numerosas variables (urbanísticas, económicas, sociales etc....) en todas las fases del proceso, no cerrándose las aportaciones hasta la finalización del Plan, y entrando por tanto a formar parte del cuerpo de información que constituye la base documental del Plan.


Por tanto, el planteamiento en términos operativos de la metodología, se estructura de la siguiente forma: Investigación histórica, recogida de información, análisis, diagnóstico, criterios de intervención y formulación de propuestas.

10.4.4.2 LA INVESTIGACION HISTORICA
Constituye una de las bases argumentales de mayor importancia en la formulación de las propuestas.
Se analizan las áreas de evolución histórica, incidiendo en el estudio del origen de la ciudad y su crecimiento, relacionándose los diversos hitos existentes como referentes del mismo.
Tiene el carácter de una auténtica investigación, que no sólo aportará y sintetizará informaciones procedentes de bibliografía y trabajos existentes, sino que ofrece datos inéditos obtenidos como conclusión del estudio de los fondos contenidos en el Archivo Municipal, Archivo de la Iglesia Mayor Prioral y Archivo Histórico Provincial.

10.4.4.3 LA RECOGIDA DE INFORMACION
La toma de datos se ha realizado en doble vertiente: Una, correspondiente al estudio documental, tanto de Planes Especiales de Protección existentes, como de obtención de información dispersa en organismos, instituciones públicas y otras fuentes documentales.

En este sentido cabe destacar la colaboración prestada por el I.E.A. así como las Consejerías de Obras Públicas y Cultura, y otros órganos de la administración, valorándose la participación interadministrativa como positiva.


La segunda vertiente hace referencia a la toma de datos mediante trabajo de campo. Esta se ha realizado cuando no se han podido obtener por otros medios.
La recogida de información se realiza en forma tal que permita su informatización, utilizando fichas que posibilitan su sistematización y consulta con referencias catastrales. Esta metodología, vino dada por la previsión de manejar los datos mediante el S.I.G. (Sistema de Información Geográfica) que actualmente se implanta en el Ayuntamiento, y que dada su complejidad no es posible considerar totalmente operativo al día de la fecha.

10.4.4.4 EL ANALISIS
El análisis de los datos obtenidos, se ha realizado de las dos formas posibles que admite la información recogida, en razón de su distinta cualidad.
Un primer bloque de datos ha sido analizado en función de criterios histórico-artísticos y de imagen urbana, de difícil informatización.
Un segundo bloque, ha permitido su informatización y elaboración mediante el SIG. De esta forma, asociando la información alfanumérica contenida en los ordenadores centrales del Ayuntamiento (AS-400) con los planos de la ciudad, o bien cargando en el sistema, la información recogida mediante trabajo de campo, se han elaborado planos temáticos (morfología del parcelario, hacinamientos, adecuación de usos, ..., etc.) en plazos de tiempo razonables. Asimismo, ha sido posible cuantificar superficies por usos, edificabilidades, etc. en todo el Conjunto Histórico y cruzar estos campos entre sí, para obtener un dato preciso del análisis.
No obstante, y en un intento de objetivizar al máximo las conclusiones, la información de carácter no sistemático, correspondiente al primer bloque descrito, se ha baremado de forma que ha permitido en algunos casos, un pequeño tratamiento informático y cruce con otras variables para extraer conclusiones concretas.
Para el estudio de los diferentes análisis realizados, la presente memoria se refiere tanto al documento de Avance de la Revisión de Diciembre de 2.000 como al del Plen Especial (PECH) de Septiembre de 1.996, en los que se encuentran los datos relativos al Análisis Histórico y Urbanistico.

10.4.4.5 EL DIAGNOSTICO
En base a los resultados obtenidos en el Análisis realizado de la forma anteriormente descrita, se establece el Diagnóstico global de la situación actual del Conjunto Histórico.
Este Diagnóstico, comprende las diversas conclusiones relativas a los diferentes campos de análisis, y aquellas otras que mediante cruce de variables de dichos campos, realizados por medios informáticos, se han considerado significativas para la mejor comprensión de la problemática del Conjunto. Los aspectos pormenorizados del Diagnóstico se encuentran en los documentos citados en el epigrafe anterior.

10.4.4.6 LOS CRITERIOS DE INTERVENCION
A la vista del Diagnóstico global se han establecido unos criterios básicos de intervención que han de regir las actuaciones, propuestas y determinaciones del planeamiento en el ámbito de ordenación. Son los siguientes:


  • CONSERVACION DEL PATRIMONIO EDIFICADO

  • MANTENIMIENTO DE LA TRAMA HISTORICA Y CARACTERISTICAS MORFOLOGICAS

  • REVITALIZACION

  • APLICACION DE LAS MEDIDAS CONTEMPLADAS EN LAS LEYES DE INCIDENCIA

Estos criterios inducirán la aplicación de las distintas políticas de incidencia coordinadamente en el ámbito de ordenación, priorizándose las propuestas como aplicación de los mismos, en esta fase de Aprobación Inicial.

Conviene expresar en este punto, que el Plan se aborda desde una vertiente eminentemente realista, que tiene como fin último, facilitar y viabilizar su gestión, siendo así que las propuestas deberán enunciarse de tal forma, que puedan materializarse sin ningún género de dudas, con los compromisos políticos y de financiación que sean pertinentes.
No podría ser de otra forma, ya que es un Documento generado desde una Oficina Técnica Municipal que, con toda probabilidad se encargará de su gestión. De esta forma, el verdadero compromiso de gestión de las propuestas se garantizará desde el primer momento como criterio básico.

10.4.4.7 LA FORMULACION DE LAS PROPUESTAS
Como resultado del Análisis y Diagnóstico realizados, del AVANCE DE PLANEAMIENTO y del DOCUMENTO DE CONTESTACION A LAS SUGERENCIAS al mismo se plasman las propuestas de este documento de APROBACIÓN INICIAL.


10.4.5 ANALISIS HISTORICO
A continuación se realiza el análisis del proceso histórico de formación de la ciudad y transformaciones urbanas hasta su estado actual.
10.4.5.1 EL ORIGEN
El antecedente más lejano del emplazamiento del actual Conjunto Histórico de El Puerto de Santa María, se remonta al siglo II antes de Cristo, cuando se produce el abandono de Doña Blanca y traslado de sus pobladores a otras zonas, entre las que se encontraría Portus Gaditanus, que debió ocupar un área dentro de los límites de la muralla del siglo XIII próxima al Castillo de San Marcos. El periodo romano se extiende desde el siglo III a.C. hasta el S. V o VI d.C.

10.4.5.2 LA CIUDAD MEDIEVAL: OCUPACION MUSULMANA Y CRISTIANA

En el periodo musulmán, desde el S VIII.d.C.hasta el S.XIII d.C., el término de El Puerto de Santa María estaba ocupado por varios núcleos de población dispersos por el territorio. Eran varias las Alqaryas diseminadas por la campiña que llegaron a poseer fortificaciones y mezquitas. En las cercanías de la ribera del Guadalete se desarrolló Alcanatif, población cuya dedicación fue la de proteger la desembocadura del río, y la salida de los productos de la campiña al tiempo que entrada de mercancías, además de jugar un papel importante la explotación salinera. En definitiva seguían manteniéndose las condiciones geoestratégicas del pasado, que quedarían perpetuadas en el futuro. Alcanatif debió de ser una aldea no muy grande y cuyo desarrollo urbano no tuvo que estar lejos del entorno del Castillo de San Marcos. La comarca pasó a manos de la corona castellana en 1264 por cesión del Alguacil de Jerez a Alfonso X.

Tras no pocas revueltas musulmanas en la zona durante las decadas de los años 60 y 70 del siglo XIII, las aldeas y sus tierras fueron repartidas por el rey castellano entre nuevos pobladores. A la nueva población se le otorgó la Carta Puebla el 16 de Diciembre de 1281, con la finalidad de favorecer la rápida repoblación de una zona de vital interés para el avituallamiento de futuras expediciones al norte de Africa (expedición a Salé en 1260), como para proteger la comarca de futuras incursiones musulmanas.
El Puerto de Santa María, nombre dado por las huestes castellanas a Alcanatif, tomó su configuración urbana a raíz de la ocupación castellana, según algunos historiadores, manteniéndose en los límites de la aldea musulmana y dentro de lo establecido por la cerca que rodeaba a la ciudad, destruida en 1277.

10.4.5.3 LA CIUDAD BAJO EL INFLUJO DEL DESCUBRIMIENTO DE AMERICA
Durante los siglos XVI al XVII, El Puerto conocería un crecimiento social muy rápido que implicaría el consiguiente crecimiento urbanístico, hasta casi hacer coincidir sus límites con el actual Conjunto Histórico.

  1   2   3   4   5   6


La base de datos está protegida por derechos de autor ©espanito.com 2016
enviar mensaje