Página principal

Registro oficial


Descargar 223.79 Kb.
Página1/4
Fecha de conversión23.09.2016
Tamaño223.79 Kb.
  1   2   3   4




REGISTRO OFICIAL

ÓRGANO DEL GOBIERNO DEL ECUADOR

EL ECUADOR HA SIDO, ES Y SERÁ PAÍS AMAZÓNICO

Administración del Excmo. Sr. Dr. Don. José María Velasco Ibarra, Presidente Constitucional de la República,




AÑO I

-QUITO, VIERNES 24 DE ENERO DE 1969- NUMERO 101


Director; Dr. MANUEL C. MENA SOTO

Teléfono: N9 212564
Tiraje 6.000 ejemplares Valor $ 0,50

TARIFA DE SUSCRIPCIONES:

Anual $ 100,00

Semestral ,, 35.00

Al Exterior „ 120,00

Número suelto „ 0,50



Pgns.


Dcto.

SUMARIO:

FUNCIÓN EJECUTIVA:

Decretos:


785


37 Ratifícase Pacto Internacional de De
rechos Económicos, Sociales y Cultu­
rales, etc. …


803


65—A Autorízase a la Dirección Nacional
de Cooperativas la publicación del fo-
lleto Ley de Cooperativas y su Regla­
mento General ....

71 Nómbrase Ayudante del Agregado Mi­


litar a la Embajada del Ecuador en
Washington . . ,


803


— Ordenanza Municipal del Cantón Sal­
cedo.— Sobre rodaje de vehículos den­
tro del Cantón ……………………...

No.37


JOSÉ MARÍA VELASCO (BARRA, Presidente Constitucional de la República,

Considerando:

Que en la ciudad de Nueva York, el 29 de septiembre de 1967, se suscribió el Pacto In­ternacional de Derechos Económicos, Socia­les y Culturales y, en la misma ciudad de Nue­va York, el 4 de abril de 1968, se suscribie ron el Pacto Internacional de Derechos Civi­les y Políticos y el Protocolo Facultativo del Pacto Internacional de Derechos Civiles y Po-

líticos;

Que la Cámara del Senado del Honorable Congreso Nacional, mediante Resolución 2 de octubre de 1968, aprobó la Ratificación de los aludidos instrumentos multilaterales;



Decreta:

Art. I9—Ratifícanse, el Pacto Internacional de Derechos Económicos, Sociales y Cultura­les, el Pacto Internacional de Derechos Civi­les y Políticos y el Protocolo Facultativo del Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos.

Art. 2— Encargúense de la ejecución del presente Decreto el señor Ministro de Rela­ciones Exteriores y el señor Ministro de Pre­visión Social y Trabajo.

Dado en el Palacio Nacional, en Quito, a los 9 días del mes de enero de 1969.

f.) J. M. Velasco Ibarra, Presidente Cons­titucional de la República.— f.) Rogelio Val­divieso Eguiguren, Ministro de Relaciones Ex­teriores.— f.) Gil Barragán Romero, Minis­tro de Previsión Social y Trabajo.

Es copia.— Lo certifico.

f.) Lcdo. Armando Espinel Elizalde, Secre­tario General de la Administración Pública.

PACTO INTERNACIONAL DE DERECHOS ECONÓMICOS, SOCIALES Y CULTURALES

Los Estados Partes en el presente Pacto

Considerando que, conforme a los principios enunciados en la Carta de las Naciones Uní das, la libertad, la justicia y la paz en el mun­do tienen por base el reconocimiento de la dignidad inherente a todos los miembros de la familia humana y de sus derechos iguales e inalienables,

Reconociendo que estos derechos se des­prenden de la dignidad inherente a la persona humana,

Reconociendo que, con arreglo a la Decla­ración Universal de Derechos Humanos, no puede realizarse el ideal del ser humano li­bre, liberado del temor y de la miseria, a

786

Núm. 101

REGISTRO OFICIAL — ENERO 24

1969



menos que se creen condiciones que permitan a cada persona gozar de sus derechos econó­micos, sociales y culturales, tanto como de sus derechos civiles y políticos,

Considerando que la Carta de las Naciones Unidas, impone a los Estados la obligación de promover el respeto universal y efectivo de los derechos y libertades humanos,

Comprendiendo que el individuo, por tener deberes respecto de otros individuos y de la comunidad a que pertenece, está obligado u procurar la vigencia y observancia de los de reanos reconocidas en este Pacto,

...Convienen en los artículos siguientes:

PARTE I


ARTICULO I

  1. Todos los pueblos tienen el derecho de
    libre determinación. En virtud de este dere­
    cho establecen libremente su condición polí­
    tica y proveen asimismo a su desarrollo eco­
    nómico, social y cultural.

  2. Para el logro de sus fines, todos los
    pueblos pueden disponer libremente de sus
    riquezas y recursos naturales, sin perjuicio de
    las obligaciones que derivan de la coopera­
    ción económica internacional basada en el
    principio de beneficio recíproco, así como del
    derecho internacional. En ningún caso- podría
    privarse a un pueblo de sus propios medios de
    subsistencia.

  3. Los Estados Partes en el presente Pac­
    to, incluso los que tienen la responsabilidad
    de administrar territorios no autónomos y te­
    rritorios en fideicomiso, promoverán el ejer­
    cicio del derecho de libre determinación, y
    respetarán este derecho de conformidad con
    las disposiciones de la Carta de las Naciones
    Unidas.

PARTE II

ARTICULO 2

3 Los países en vías de desarrollo, tenien­do debidamente en cuenta los derechos huma­nos y su economía nacional, podrán determi­nar en qué medida garantizarán los derechos económicos reconocidos en el presente Pacto a personas que no sean nacionales suyos.

ARTICULO 3

Los Estados Partes en el presente Pacto se comprometen a asegurar a los hombres y a las mujeres igual título a gozar de todos los derechos económicos, sociales y culturales enunciados en el presente Pacto

ARTICULO 4

Los Estados Partos en el presente Pacto re­conocen que, en el ejercicio de los derechos garantizados conforme al presente Pacto por el Estado, éste podrá someter tales derechos únicamente a limitaciones determinadas por ley, sólo en la medida compatible con la na- turaleza de eses derechos y con el exclusivo objeto de promover el bienestar general en una sociedad democrática.

ARTICULO 5



  1. Ninguna disposición del presente Pacto
    podrá ser interpretada en el sentido de reco
    nocer derecho alguno a un Estado, grupo o
    individuo paira emprender actividades o rea­
    lizar actos encaminados a la destrucción de
    cualquíera de los derechos o libertades reco­
    nocidos en el Pacto, o a su limitación en me­
    dida mayor que la prevista en él.

  2. No podrá admitirse restricción o me­
    noscabo de ninguno de los derechos humanos
    fundamentales reconocidos o vigentes en un
    país en virtud de leyes, convenciones, regla
    mentos o costumbres, a pretexto de que el
    presente Pacto no los reconoce o los recono­
    ce en menor grado


1. Cada uno de los Estados Partes en el

presente Pacto se compromete a adoptar me­didas, tanto por separado como mediante la asistencia y la cooperación internacionales, especialmente económicas y técnicas, hasta el máximo de los recursos de que disponga, pa ra lograr progresivamente, por todos los me­dios apropiados, inclusive en particular la adopción de medidas legislativas, la plena efectividad de Los derechos aquí reconocidos

2. Los Estados Partes en el presente Pac­
to se comprometen a garantizar el ejercicio
de los derechos que en él se enuncian, sin dis­
criminación alguna por motivos de raza, co­
lor, sexo, idioma, religión, opinión política o
de otra índole, origen nacional o social, posición económica, nacimiento o cualquier otra condición social

PARTE III

ARTICULO 6

1. Los Estados Partes en el presente Pac to reconocen el derecho a trabajar, que com prende el derecho de toda persona de tener la oportunidad de ganarse la vida mediante un trábalo libremente escogido o aceptado, y to­marán medidas adecuadas para garantizar este derecho.

2,. Entre las medidas que habrá de adop-tar cada uno de los Estados Partes en el pre sente Pacto para lograr la plena efectividad de este derecho deberá figurar la orientación y formación técnico profesional, la preparación de programas, normas y técnicas encaminadas a conseguir un desarrollo económico, social y cultural constante y la ocupación ple-



Núm. 101 — REGISTRO OFICIAL

ENERO 24

1969

781


na y productiva, en condiciones que garantí cen las libertades políticas y económicas fun­damentales de la persona humana.

ARTICULO 7

Los Estados Partes en el presente Pacto reconocen el derecho de toda persona al goce de condiciones de trabajo equitativas y satis­factorias que le aseguren en especial.

a) Una remuneración que proporcione co­mo mínimo a todos los trabajadores:

i) Un salario equitativo e igual por trabajo de igual valor sin distinciones de nin­guna especie; en particular debe asegurarse a las mujeres condiciones de trabajo no inf riores a las de los hombres, con salario igual por trabajo igual;

íi) Condiciones de existencia dignas para ellos y para sus familias conforme a las disposiciones del presente Pacto;

b) La seguridad y la higiene en el tra­bajo;


  1. Igual oportunidad para todos de ser
    promovidos, dentro de su trabajo, a la cate­
    goría superior que les corresponda, sin más
    consideraciones que los factores de tiempo
    de servicio y capacidad;

  2. El descanso, el disfrute del tiempo li­
    bre, la limitación razonable de las horas de
    trabajo y las vacaciones periódicas pagadas,
    así como la remuneración de los días festivos.

ARTICULO 8

1. Los Estados Partes en el presente Pac


to se comprometen a garantizar:

a El derecho de toda persona a fundar sindicatos y a afiliarse al de su elección, con sujeción únicamente a los estatutos de la or­ganización correspondiente, para promover y proteger sus intereses económicos y sociales. No podrán imponerse otras restricciones al , ejercicio de este derecho que las que rescri­ba la ley y eme sean necesarias en una socie­dad democrática en interés de la seguridad nacional o del orden público, o Dará la protec­ción de los derechos y libertades ajenos;

b) El derecho de los sindicatos a formar federaciones o confederaciones nacionales y el de éstas a fundar organizaciones sindicales internacionales o a afiliarlo a las mismas;


  1. El derecho de los sindicatos a funcio­
    nar sin obstáculos y sin otras limitaciones aunque las que prescriba la ley sean necesarias
    en una sociedad democrática en interés de
    la seguridad nacional o del orden Publico
    para la protección de los derechos y liberta
    des ajenos;

  2. El derecho de huelga, ejercida de con-
    formídad con las leyes de cada país.

2. El presente artículo no impedirá someter a restricciones legales el ejercicio de tales derechos por los miembros de las fuerzas
Armadas, de la policía o de la administración del Estado

3. Nada de lo dispuesto en este artículo autorizará a los Estados Partes en el Conve­nía de la Organización Internacional del Tra­bajo de 1948 relativo a la libertad sindical y a la protección del derecho de sindicación a adoptar medidas legislativas que menoscaban las garantías previstas en dicho Convenio o a aplicar la ley en forma que menoscabe dichas garantías.

ARTICULO 9

Los Estados Partes en el presente Pacto reconocen el derecho de toda persona a la se­guridad social, incluso al seguro social

ARTICULO 10

Los Estados Partes en el presente Pacto re­conocen que:

1 Se debe conceder a la familia, que es el elemento natural y fundamental de la so­ciedad, la más amplia .protección y asisten­cia posibles, especialmente para su constitu­ción y mientras sea responsable del cuidado y la educación de los hijos a su cargo. El ma­trimonio debe contraerse con el libre consen­timiento de los futuros cónyuges.


  1. Se debe conceder especial protección a
    las madres durante un período de tiempo ra-
    zonable antes y después del parto. Durante di­
    cho período, a las madres que trabajen se les
    debe conceder licencia con remuneración o
    con prestaciones adecuadas de seguridad So­
    cial.

  2. Se deben adoptar medidas especiales
    de protección y asistencia en favor de todos
    les niños y adolescentes, sin discriminación
    alguna por razón de filiación o cualquier otra
    condición.

Debe protegerse a los niños y adolescentes contra la explotación económica y social. Su empleo en trabajos nocivos para su moral y salud, o en los cuales peligre su vida o se co­rra el riesgo de perjudicar su desarrollo nor­mal, será sancionado por la ley. Los Estados deben establecer también limites de edad por debajo de tos cuales quede prohibido y sancionado por la ley el empleo a sueldo de mano de obra infantil.

ARTICULO II

1. Les Estados Partes en el presente Pac­to reconocen el derecho de toda persona a un nivel de vida adecuado para sí y su familia, incluso alimentación, vestido y vivienda ad -ruados, y a una mejora, continua de las con­diciones de existencia. Los Estados Partes to­marán medidas apropiadas para asegurar la efectividad de este derecho, reconociendo a este efecto la importancia esencial de la coo

788

Núm. 101 — REGISTRO OFICIAL

ENERO 24

1969


peración internacional fundada en ei libre consentimiento.

2. Los Estados Partes en el presente Pac­to, reconociendo el derecho fundamental de toda persona a estar protegida contra el ham­bre, adoptarán, individualmente y mediante la cooperación internacional, las medidas, inclui­dos programas concretos, que se necesitan para:



  1. Mejorar los métodos de producción,
    conservación y distribución de alimentas me­
    diante la .plena utilización de los conocimíen-
    tos técnicos y científicos, la divulgación de
    principios sobre nutrición y el perfecciona
    miento o la reforma de los regímenes agrarios
    de modo que se logren la explotación y la uti­
    lización más eficaces de las riquezas natu
    rales;

  2. Asegurar una distribución equitativa
    de los alimentos mundiales en relación con
    las necesidades, teniendo en cuenta los proble­
    mas que se platearan tanto a los países que
    importan productos alimenticios como a los
    que los exportan.

ARTICULO 12

  1. Los Estados Partes en el presente Pac­
    to reconocen el derecho de toda persona al
    disfrute del más alto nivel posible de salud
    física y mental.

  2. Entre los medidas que deberán adoptar
    los Estados. Partes en el Pacto a fin de ase­
    gurar la plena efectividad de este derecho,
    figurarán las necesarias para:




  1. La reducción de la mortinatalidad y
    de la mortalidad infantil, y el sano desarrollo
    de los niños;

  2. El mejoramiento en todos sus aspectos
    de la higiene del trabajo y del medio am­
    biente.

  3. La prevención y el tratamiento de las
    enfermedades epidémicas, endémicas, profe­
    sionales y de otra índole, y la lucha contra
    ellas;

  4. La creación de condiciones que asegu­
    ren a todos asistencia médica y servicios mé­
    dicos en caso de enfermedad

ARTICULO 13

1. Los Estados Partes en el presente Pac to reconocen el derecho de toda persona a la educación, Convienen en que la educación de­be orientarse hacia el pleno desarrollo de la personalidad humana y del sentido de su dig­nidad, y debe fortalecer el respeto por los de­rechos humanos y las libertades1 fundamenta­les. Convienen asimismo en que la educación debe capacitar a todas las personas para par­ticipar efectivamente en una sociedad libre, favorecer la comprensión, la tolerancia y la amistad entre todas las naciones y entre to-

dos los grupos raciales, étnicos o religiosos, y promover las actividades de las Naciones Unidas en pro del mantenimiento de la paz.

2. Los Estados Partes en el presente Pac­


to reconocen que, con objeto de lograr el ple­
no ejercicio de este derecho:

  1. La enseñanza primaria debe ser obli­
    gatoria y asequible a todos gratuitamente;

  2. La enseñanza secundaria, en sus dife­
    rentes formas, incluso la enseñanza secunda­
    ria técnica y profesional, debe ser generaliza­
    da y hacerse accesible a todos, por cuantos
    medios sean apropiadas, y en particular por
    la implantación progresiva de la enseñanza
    gratuita;

c) La enseñanza superior debe hacerse igualmente accesible a todos, sobre la base de la capacidad de cada uno, por cuantos me­dios sean apropiados y en particular, por la implantación progresiva de la enseñanza gra­tuita;

d) Debe fomentarse o intensificarse, en


la medida de lo posible, la educación funda
mental para aquellas personas que no hayan
recibido o terminado el ciclo completo de
instrucción primaria;

e) Se debe proseguir activamente el de­


sarrollo del sistema escolar en todas los ci­
clos de la enseñanza, implantar un sistema
adecuado de becas, y .mejorar continuamente
las condiciones materiales del cuerpo docente.

3. Los Estados Partes en el presente Pac­


to se comprometen a respetar la libertad de
los padres y, en su caso, de los tutores lega­
les, de escoger para sus hijos o pupilos escue- las distintas de las creadas por las autorida­
des públicas, siempre que aquéllas satisfagan
las normas mínimas que el Estado prescriba

o apruebe en materia de enseñanza, y de ha­cer que sus hijos o pupilos reciban la educa­ción religiosa o moral que esté de acuerdo con sus propias convicciones.

4. Nada de lo dispuesto en este artículo
se interpretará como una restricción de la li­
bertad de los particulares y entidades para es­
tablecer y dirigir instituciones de enseñanza,

a condición de que ese respeten los principios enunciados en el párrafo 1 y de que la edu­cación dada en esas instituciones se ajuste a las normas mínimas que prescriba el Es­tado.

ARTICULO 14

Todo Estado Parte en el presente Pacto que, en el momento de hacerse parte en él, aún no haya podido instituir en su territorio metropolitano o en otros territorios sometidos a su jurisdicción la obligatoriedad y la gra-tuidad de la enseñanza primaria, se compro­mete a elaborar y adoptar, dentro de un pla­zo de dos años, un plan detallado de acción para la aplicación progresiva, dentro de un



Núm. 101

REGISTRO OFICIAL — ENERO 24 — 1969

789


número razonable de años fijado en el plan, del principio de la enseñanza obligatoria y gratuita para todos.

ARTICULO 15

1. Los Estados Partes en el presenta
Pacto reconocen el derecho de toda persona a:


  1. Participar en la vida cultural;

  2. Gozar de los beneficios del progreso
    científico y de sus aplicaciones;

  3. Beneficiarse de la protección de los in­
    tereses morales y materiales que le corres­
    pondan por razón de las producciones cien­
    tíficas, literarias o artísticas de que sea au­
    tora.

2. Entre las medidas que los Estados
Partes en el presente Pacto deberán adoptar
para asegurar el pleno ejercicio de este dere­
cho, figurarán las necesarias para la conser
vación. el desarrollo y la difusión de la cien

cia y de la cultura.



  1. Los Estados Partes en el presente
    Pacto se comprometen a respetar la indis­
    pensable libertad para la investigación cien­
    tífica y para la actividad creadora.

  2. Los Estados Partes en el presente
    Pacto reconocen los beneficios que derivan
    del fomento y desarrollo de la cooperación y
    de las relaciones internacionales en cuestio­
    nes científicas y culturales.

PARTE IV

ARTICULO 16

1. Los Estados Partes en el presente Pac­to se comprometen a presentar, en conformi­dad con esta parte del Pacto, informes sobre las medidas que hayan adoptado, y los pro­gresos realizados, con el fin de asegurar el respeto a los derechos reconocidos en el mismo.

2. a) Todos los informes serán presenta­dos al Secretario General de las Naciones Uni­das, quien transmitirá copias al Consejo Eco­nómico y Social para que las examine confor­me a lo dispuesto en el presente Pacto,

b) El Secretario General de las Naciones Unidas transmitirá también a los organismos especializados copias de los informes, o de las partes pertinentes de éstos, enviados por los Estados Partes en el presente Pacto que además sean miembros de esos organismos especializados, en la medida en que tales in formes o partes de ellos tengan relación con materias que sean de la competencia de di­chos organismos conforme a sus instrumentos constitutivos.

ARTICULO 17

1. Los Estados Partes en el presente Pac­to presentarán sus informes por etapas, con

arreglo al programa que establecerá el Con-sejo Económico y Social en el plazo de un ano desde la entrada en vigor del presentí Pacto, previa consulta con los Estados Par­tes y con los organismos especializados inte­resados.



  1. Los informes podrán señalar las circunstancias y dificultades que afectan el gra­do de cumplimiento de las obligaciones pre­ vistas en este Pacto.

  2. Cuando la información pertinente hu
    biera sido ya proporcionada a las Naciones
    Unidas o a algún organismo especializado
    por un Estado Parte, no será necesario repe
    tir dicha información, sino que bastará hacer
    referencia concreta a la misma.

ARTICULO 18

En virtud de las atribuciones que la Carta de las Naciones Unidas le confiere en mate­ria de derechos humanos y libertades funda­mentales, el Consejo Económico y Social po­drá concluir acuerdos con los organismos es­pecializados sobre la presentación por tales organismos de informes relativos al cumpli­miento de las disposiciones de este Pacto que corresponde a su campo de actividades Es­tos informes podrán contener detalles sobre las decisiones y recomendaciones que en rela­ción con este cumplimiento hayan aprobado los órganos competentes de dichos orga nismos.

ARTICULO 19

El Consejo Económico y Social podrá trans­mitir a la Comisión de Derechos Humanos, pa­ra su estudio y recomendación de carácter ge neral, o para información, según proceda, los informes sobre derechos humanos que pre­senten los Estados conforme a los artículos 16 y 17, y los informes relativos a los dere­chos humanos que presenten los organismos especializados conforme al artículo 18.

ARTICULO 20

Los Estados Partes en el presente Pacto y los organismos especializados interesados po drán presentar al Consejo Económico v So­cial observaciones sobre toda recomendación de carácter general hecha en virtud del ar­tículo 19 o toda referencia a tal recomenda­ción general eme conste en un informe de la Comisión de Derechos Humanos o en un do­cumento allí mencionado.

ARTICULO 21

El Consejo Económico y Social podrá pre­sentar de vez en cuando a la Asamblea Gene ral informes que contengan recomendaciones de carácter general así como un resumen de la información recibida de los Estados Partes



Num. 101

REGISTRO OFICIAL — ENERO 24


en el presente Pacto y de los organismos es­pecializados acerca de las medidas adoptadas y los progresos realizados para lograr el res­pecto general de los derechos reconocidos en el presente Pacto

ARTICULO 22

El Consejo Económico y Social podrá seña lar a la atención de otros órganos de las Na­ciones Unidas, sus órganos subsidiarios y los organismos especializados interesados que se ocupen, de prestar asistencia técnica, toda cuestión surgida de los informes a que se re­fiere esta parte del Pacto que pueda servir para que dichas entidades se pronuncien, ca­da una dentro de su esfera de competencia, sobre la conveniencia de las medidas inter­nacionales que puedan contribuir a la apli­cación efectiva y progresiva del presente Pacto.

ARTICULO 23

Los Estados Partes en el presente Pacto convienen en que las medidas de orden inter­nacional destinadas a asegurar el respeto de los derechos que se reconocen en el presen­te Pacto comprenden procedimientos tales co­mo la conclusión de convenciones, la aproba­ción de recomendaciones la prestación de asis­tencia técnica y la celebración de reuniones regionales y técnicas, para efectuar consul­tas y realizar estudies, organizadas en coo peración con los gobiernos interesados.

ARTICULO 24

Ninguna disposición del presente Pacto de­berá interpretarse en menoscabo de las dis­posiciones de la Carta de Has Naciones Uni­das o de las constituciones de los organismos especializados que definen las atribuciones de los diversos órganos de las Naciones Unidas y de los organismos especializados en cuan­to a las materias a que se refiere el presente Pacto.

ARTICULO 25

Ninguna disposición del presente Pacto de berá interpretarse en menoscabo del derecho inherente de todos los pueblos a disfrutar y utilizar plena y libremente sus riquezas y re­cursos naturales.

  1   2   3   4


La base de datos está protegida por derechos de autor ©espanito.com 2016
enviar mensaje