Página principal

Mestre celebro el triunfo del radicalismo en la capital cordobesa luego de 16 AÑOS


Descargar 270.62 Kb.
Página1/6
Fecha de conversión22.09.2016
Tamaño270.62 Kb.
  1   2   3   4   5   6

La UCR en los Medios

19-9-11



MESTRE CELEBRO EL TRIUNFO DEL RADICALISMO EN LA CAPITAL CORDOBESA LUEGO DE 16 AÑOS

El candidato a intendente de la ciudad de Córdoba por el radicalismo, Ramón Mestre, se adjudicó hoy el triunfo en los comicios comunales y recuperó el gobierno de la capital provincial para la UCR luego de 16 años.


"No les puedo explicar lo contento que estoy", dijo Mestre a sus simpatizantes desde el balcón de la sede partidaria pasadas las 21.45, después de que el gobernador Juan Schiaretti y su vice Héctor Campana, el postulante de Unión por Córdoba, lo saludaron por la victoria.
En su discurso, Mestre, que logró una ventaja de diez puntos sobre la candidata Olga Riutort, de Fuerza de la Gente, prometió "llevar adelante la recuperación de Córdoba", una ciudad que "se encuentra en una situación complicada".
GIACOMINO FELICITO A MESTRE POR TRIUNFO EN CORDOBA Y LE PROMETIO "UNA TRANSICION ORDENADA"

El actual intendente capitalino Daniel Giacomino felicitó esta tarde al candidato a jefe comunal por el radicalismo, Ramón Mestre, quien se habría convertido en su sucesor, y prometió "una transición ordenada".

"La ciudad no está tan mal como se ha dicho, hay muchas obras que están en marcha y que van a quedar para que inaugure Mestre", aseguró Giacomino.
Giacomino es actualmente candidato a diputado nacional por el Frente para la Victoria, está ubicado en cuarto lugar en la lista y si se mantienen los cómputos de las primarias, obtendrá la banca.
"Voy a asumir como diputado, a no ser que la Presidenta me asigne otro rol", señaló Giacomino.

CAPITANICH LOGRO UN CONTUNDENTE TRIUNFO EN CHACO. LO DEDICO A CRISTINA Y NESTOR. FESTEJO CON BOUDOU

El gobernador de Chaco, Jorge Capitanich, de férrea fidelidad kirchnerista, logró hoy su reelección en el cargo por un amplio margen al conseguir el 65 por ciento de los votos frente a poco más del 30 de su principal oponente, el radical Roy Nikisch.


El cómodo triunfo, que habían anticipado todos los sondeos previos, fue celebrado en Resistencia por el gobierno nacional, que envió al ministro de Economía y candidato a vicepresidente, Amado Boudou, a su par de Interior, Florencio Randazzo y el titular de la ANSeS, Diego Bossio.
Cuando se habían escrutado 35,54 por ciento de las mesas, de un total de 2.654, Capitanich, del Frente Chaco Merece Más, obtenía 128.504 votos (el 65,81 por ciento), seguido por el senador nacional Nikisch, de la Alianza Frente de Todos, con 59.825 (30,64 por ciento).
En una conferencia de prensa brindada junto a Boudou y Randazzo, el mandatario reelecto dedicó su triunfo a la presidenta Cristina Fernández, con quien habló esta noche, dijo, y a Néstor Kirchner, al que mencionó como "un gran y querido amigo".
El justicialismo local, que encabeza la alianza gobernante, logró su aspiración de obtener un resultado contundente para exhibir la reelección de Capitanich como la mejor de los mandatarios provinciales, porque no contó con listas colectoras.
De hacer mención a este aspecto se encargó el propio Capitanich, quien advirtió: "Aquí no tenemos listas colectoras, listas de adhesión, Ley de Lemas, (sino que) tenemos una paridad de fuerzas y el pueblo del Chaco ha demostrado madurez cívica en cuanto al corte de boleta", por lo que "de ninguna manera", afirmó, se trata de una provincia "feudal".
Asimismo, en alusión a las interpretaciones políticas que ven en él una figura presidenciable, reclamó: "No especulen conmigo, qué voy a hacer en 2015".
"Quiero trabajar con mi propia sucesión" en la gobernación, dijo Capitanich, la que promoverá "sin personalismos", garantizó.
Aunque aún restaba contabilizar más de la mitad de las mesas, el propio candidato radical admitió esta noche haber sido derrotado.
Más de 759 mil chaqueños estuvieron habilitados hoy para votar, de los que asistió aproximadamente el 80 por ciento, a pesar de las fuertes lluvias que se presentaron en la jornada.
La elección de hoy tuvo la particularidad de que en 292 mesas de Resistencia, Sáenz Peña, Villa Ángela y Machagai se utilizo el voto electrónico por primera vez en esta provincia.
Los comicios de Chaco fueron los anteúltimos previos a las elecciones nacionales del 23 de octubre, porque ahora sólo restan los de Río Negro, el domingo próximo.
Capitanich, un contador de 45 años que inició su carrera política en el radicalismo y se pasó al peronismo tras casarse con la diputada nacional Sandra Mendoza, consiguió su reelección junto al mismo compañero de fórmula de 2007, Juan Carlos Bacileff Ivanoff.
En segundo lugar, pero a más 30 puntos de distancia, aparecía la Alianza Frente de Todos liderada por el senador y ex gobernador Roy Nikisch, junto a Juan Carlos Polini.
El radical intentó volver al gobierno que había dejado en 2007 cuando asumió como senador nacional.
Previamente, Nikisch, ex referente del sector de los radicales K, obtuvo un importante triunfo en 2003 ante Capitanich y ahora, a los 60 años, volvió a enfrentarlo en las urnas, pese a la crisis de la UCR y la modesta campaña que realizó en la provincia.
En 2007, había sido Angel Rozas el derrotado, cuando el kirchnerista consiguió su primer triunfo como gobernador.
En el marco de esa crisis del radicalismo provincial, los intendentes de Resistencia y Presidencia Roque Sáenz Peña, las ciudades más importantes de la provincia, que gobierna la UCR, decidieron convocar a elecciones en otras fechas, a fin de evitar un arrastre si, como se preveía, era mala la performance de Nikisch.
Los chaqueños eligieron hoy además a 16 diputados y 66 intendentes y concejales.
Las otras fórmulas de gobernador y vice eran la de Libres del Sur, encabezada por Carlos Martínez, Proyecto Sur Chaco, con Danilo Legal, el Movimiento Independiente de Jubilados y Desocupados (MIJD) que llevó a Noemí Álvarez, y el Partido Obrero, con Fanny Charo Alcire.

TRAS SUFRAGAR, EL SENADOR NIKISCH DESTACO EL VOTO ELECTRONICO Y REPUDIO HECHOS DE VIOLENCIA EN CHACO

El senador nacional y candidato a gobernador por la Alianza Frente de Todos, Roy Nikisch, destacó hoy la implementación del voto electrónico en la provincia pero repudió hechos de violencia registrados en el último tramo de la campaña electoral. El radical Nikisch llegó a las 10:12 al edificio del colegio Nacional José María Paz de la capital chaqueña junto al pastor Hilario Obes, candidato a diputado por el frente opositor, y emitió su voto a través del sistema de voto electrónico a las 10:18.


"Es la segunda vez que voto en Resistencia", dijo el senador Nikisch, originario de Tres Isletas, una localidad ubicada 227 kilómetros al norte de la capital provincial.
Nikisch recordó que la primera fue durante las recientes elecciones primarias, tras el cambio de domicilio efectuado luego de su casamiento y mudanza junto a su familia.
"Estamos viviendo una jornada pacifica y con esto se cierra un capitulo importante en la vida de los chaqueños", dijo Nikisch, para quien "el Chaco siempre ha sido un ejemplo de tranquilidad en los actos eleccionarios".
El principal candidato de la oposición también destacó la instrumentación del voto electrónico por primera vez en los doce actos elecciones provinciales desarrolladas en la historia de esta provincia, al cual calificó como "una muy buena medida, porque va ayudar a que desaparezca el boleteo y voto en cadena" y "dará más transparencia".
"Soy partidario del voto electrónico e incluso de la boleta única, y desde el radicalismo hemos acompañado este sistema", dijo el senador y agregó que "esperemos que en las próximas elecciones tengamos un 100 por ciento de voto electrónico en el Chaco".
Sin embargo, cuestionó los hechos de violencia ocurridos en el tramo final de la campaña electoral, entre los cuales recordó "el asesinato, hace una semana, de Sergio Luis Díaz, un dirigente que participó de la interna radical en Enrique Urien", El dirigente, según denunció, "fue brutalmente asesinado por cuestiones políticas".
"También hubo otros hechos de violencia de carácter coercitivo", aseveró Nikisch en declaraciones a la prensa, y dedicó las elecciones "a la viuda y la familia" de Díaz, quien falleció el viernes 9 de septiembre, tras recibir una herida de arma blanca durante una fiesta bailable en un domicilio particular de la localidad de Enrique Urien.
Nikisch, quien ya gobernó esta provincia entre 2003 y 2007, también evitó realizar declaraciones respecto al escaso apoyo partidario que tuvo a lo largo de su campaña, al señalar que "no es momento adecuado para hacer reproches".
"Soy una persona que siempre ha discutido las cuestiones internas dentro de las cuatro paredes del partido", dijo el legislador y aclaró que "después de las elecciones haremos los análisis correspondientes".
Pese a la amplia ventaja obtenida por el kirchnerismo en los recientes comicios primarios, Nikisch sostuvo que "estas elecciones son diferentes" y "tenemos la expectativa de ganar las elecciones y municipios, porque hemos hecho un trabajo muy importante en toda la provincia".
Por su parte, el ministro de Gobierno del Chaco, Juan Manuel Pedrini, señaló que pese al tiempo lluvioso que se registra en gran parte del territorio provincial, el acto comicial se "está desarrollando con total normalidad", y hasta el momento "no hemos tenido ningún inconveniente con la puesta en marcha del voto electrónico en las 300 mesas habilitadas".

DENUNCIARON AL FRENTE OFICIALISTA DE CHACO POR SUPUESTA VIOLACION DE LA VEDA ELECTORAL

Los apoderados de la Alianza Frente de Todos, que encabeza la UCR, presentaron hoy una denuncia policial contra el oficialista Frente Chaco Merece Más por la supuesta violación de la veda electoral.


La denuncia fue formalizada por el apoderado del radicalismo chaqueño, Carlos Encina, en la Comisaría 7a. de Resistencia.
Allí se alertó la circulación en la capital chaqueña de remises, taxis y vehículos particulares identificados con calcomanías con una bandera argentina y un corazón de color rojo en el centro, el símbolo que identifica al Frente Chaco Merece Más.
La agrupación cuestionada postula la reelección del gobernador Jorge Capitanich.
El logotipo advertido fue oficializado por el Tribunal Electoral Provincial y se utilizó en las boletas y en el sistema electrónico para identificar al oficialismo.

Aire para el partido tras sucesión de fracasos

DESPUÉS DE 12 AÑOS, LA UCR VOLVERÁ A GOBERNAR CÓRDOBA

Por: Sabrina Pont


los del ala oficialista provincial-, la Unión Cívica Radical recuperó ayer, después de doce años, la intendencia de Córdoba. En una contienda con alta convocatoria -votó cerca del 70% del electorado-, Ramón Mestre (h) se convirtió anoche en el radical que logró el cargo ejecutivo más importante del país en lo que va del año: sucederá al kirchnerista Daniel Giacomino en el mando de la segunda ciudad más poblada del país después de Buenos Aires, un distrito que equivale al 40% del padrón provincial de electores y al 4% del nacional.
Según datos oficiales, con el 95,44% de las mesas escrutadas, Mestre conseguía el 35,62% de los sufragios. Lo seguía Olga Riutort, del frente la Fuerza de la Gente, con el 27,64%, quien aventajó sorpresivamente a Héctor «Pichi» Campana, de Unión
por Córdoba (obtenía un 21,34%). Lejos quedaba el candidato del Frente Cívico, Esteban Dómina, con el 7,75%.
En la previa, la expectativa de la UCR era muy grande. Es que no sólo venía golpeada a partir de la pobre performance de Ricardo Alfonsín en las primarias presidenciales, sino que también arrastraba con el magro tercer puesto cosechado por el candidato a gobernador Oscar Aguad en la votación provincial del 7 de agosto, en la que resultó electo José Manuel de la Sota, el peronista crítico (que terminó bajando su lista de diputados para abrirle el espacio al Frente para la Victoria).
Los resultados oxigenaron al centenario partido a nivel provincial. Con prisa y sin pausa, las figuras nacionales buscaron amplificar las potenciales réplicas del triunfo. Apenas se dio a conocer la tendencia, Alfonsín -candidato presidencial de UDESO- y el senador nacional y titular del Comité Nacional, Ernesto Sanz, hicieron lo que no arriesgaron durante la campaña: acompañar personalmente a Mestre.
Casi literalmente, Alfonsín mechó la carrera por la Presidencia en la puja local y dijo que los comicios capitalinos lo estimulan a seguir trabajando para octubre. «Vine a Córdoba a celebrar el gran triunfo de Ramón Mestre, que resalta la recuperación del radicalismo», afirmó a través de su cuenta en la red social Twitter. Eufórico, Sanz agrandó la hazaña y resaltó que Mestre «es un candidato radical joven, que a los 39 años pueda liderar una ciudad como Córdoba, que es decir que sería casi como una provincia; es muy importante y sin ninguna duda que desde el radicalismo lo vamos a festejar».
No solamente la gesta de Mestre marca una importante victoria del radicalismo: también se evidenció la caída del peronismo local, que concurrió dividido a la compulsa y no pudo mantener la municipalidad cordobesa. Y el golpe fue mucho más duro de lo que aparentó, ya que el segundo puesto no lo obtuvo el aspirante definido en la interna oficial partidaria, sino quien decidió presentarse por afuera del PJ, Olga Riutort (exesposa del flamante gobernador electo).
Una lectura a primera vista indicaría que el apoyo kirchnerista fue en parte, a riesgo de parecer simplista, lo que la ayudó a Riutort a catapultarse como la segunda fuerza capitalina sobre el oficialista Héctor «Pichi» Campana. La semana pasada, en plena campaña, el intendente de Leones que encabeza la lista de los diputados K de la provincia, Fabián Francioni, la halagó cuando afirmó: «Vamos a acompañar a Olga: es una militante, una compañera».
Como un misterio más de la política, tal vez una mágica declaración con aroma K apenas puede haber rezagado en la carrera electoral a Campana, actual vice del gobernador Juan Schiaretti, quien a su vez llevó como compañera de fórmula a Alejandra Vigo, la propia esposa de Schiaretti.
Otras ideas que se desprenden son la declinación del Frente Cívico, que había ganado desde 2003 los comicios capitalinos, o que el electorado de la ciudad no apeló al instinto partidario para votar. El juecismo, que se impuso en la capital en las elecciones a gobernador, apenas arañó el cuarto puesto en la pelea por la intendencia. Puede que los cordobeses quieren pasar al olvido las coléricas peleas entre un Luis Juez intendente y De la Sota del período 2003-2007.
Poca incidencia, de todos modos, podría tener en el mapa político nacional la victoria local. Pero siempre un triunfo es un triunfo. Y de esto, la que más sabe es Cristina de Kirchner, quien supo adueñarse de cada uno de los laureles en las urnas de quienes presumen fidelidad K en el interior desde que Catamarca abrió el 13 de marzo el calendario de elecciones provinciales desdobladas.

Exitosa prueba piloto de e-voto en un 10% de mesas



CONTUNDENTE REELECCIÓN DE CAPITANICH AYER EN CHACO

Por: Silvina Kristal


Chaco - Sin sorpresas y en medio de una prueba piloto de voto electrónico en el 10% de las mesas, el gobernador justicialista Jorge Capitanich logró su reelección por amplio margen y se aseguró una continuidad en el poder hasta 2015. La fórmula de Chaco Merece Más se imponía ayer por el 65,80% de los sufragios, muy lejos del radical Roy Nikisch (UCR-Alianza Frente de Todos), que arañaba el 30,72% en una compulsa polarizada.
En una jornada lluviosa que no desalentó la participación (alcanzó cerca del 80%), el tercer puesto era disputado con poco más de 1% por un pelotón de candidatos, aunque anoche se imponía el voto en blanco (ver aparte).
En la otra vereda, el senador nacional y exmandatario Nikisch (en dupla con Juan Carlos Polini) protagonizó un nuevo aunque previsible traspié de la UCR en una contienda provincial, en el concierto de la debilidad generalizada de candidatos profundizada por la magra performance en las primarias del 14 de agosto de Ricardo Alfonsín, totalmente ausente en la campaña chaqueña.
De esta manera, cosechó la Casa Rosada una nueva victoria en el anteúltimo capítulo de las elecciones desdobladas (Río Negro cerrará el ciclo el próximo domingo). Para celebrar la victoria desembarcaron en Resistencia el ministro de Economía -y compañero de fórmula de Cristina de Kirchner-, Amado Boudou; el de Interior, Florencio Randazzo, y el titular de la ANSES, Diego Bossio. El mandatario recibió la felicitación telefónica de la Presidente.
A las 21.15, y rodeado de los enviados nacionales, el «Coqui» les dedicó el triunfo al fallecido expresidente Néstor Kirchner y a la jefa de Estado. «Este triunfo es suyo, Cristina», dijo junto a Boudou, a quien presentó como «el vicepresidente de la Nación».
«No tengo otro objetivo que gobernar muy bien en los próximos cuatro años; no quiero que nadie especule con lo que voy a hacer en 2015», recalcó además, tras ser mencionado como potencial compañero de fórmula de la Presidente para los comicios de octubre y frente a las especulaciones en torno a una candidatura hacia la Casa Rosada para el período que concluye en 2019. «Trabajaré con la Presidente», sostuvo.
«No tenemos colectoras ni listas de adhesión ni ley de lemas; hay un tribunal electoral y un superior tribunal que no son adictos, y paridad en la Legislatura; esta provincia es democrática y no feudal, con alternancia», enfatizó, y convocó al resto de los candidatos a gobernador a aportar «propuestas».
El mandatario, un obsesivo de los números como él mismo lo admite, destacó también que «hay una diferencia de casi 40 puntos respecto del segundo y de 18 puntos en relación con el promedio que obtenían las fórmulas ganadoras en Chaco». «Esto demuestra el respaldo que nos dieron», destacó.
Se trata también del primer mandatario justicialista que se impone en todas las mesas de Resistencia -enclave radical por excelencia- y en Sáenz Peña (también de la UCR).
En 2003, Nikisch se batió a duelo con Capitanich en las urnas y salió triunfante por un 53,4%. En 1999, el actual mandatario también peleó la gobernación, pero cayó ante el radical Ángel Rozas, que obtuvo el 63,3%.
Pero los vientos luego cambiaron: en 2007 Capitanich se impuso a Rozas, ajustadamente, por el 46,8% de los sufragios. Y ayer (en dupla con su actual vicegobernador, Juan Carlos Bacileff Ivanoff) hizo pesar la ventaja de contar con el aparato gubernamental, los logros de gestión y la promesa de fluida relación con la Casa Rosada, vital en el marco de un interior dependiente de fondos. En materia de la renovación de la mitad de la unicameral Legislatura (y con 16 escaños en juego), el oficialismo lograba ayer 11 bancas y el radicalismo se quedaba con las otras cinco.
En la actualidad, Capitanich gobierna con un recinto con 16 aliados y 16 opositores, y un presidente aliado a la UCR. No ostenta ni quórum ni dos tercios, pero anoche mejoraba su posicionamiento para los próximos cuatro años: se aseguraba el primer ítem y peleaba el segundo.
Chaco Merece Más además le arrebataba a la UCR el control de los municipios de Castelli, Campo Largo y Hermoso Campo, en el marco de la definición de intendente y concejales en 69 localidades. Estratégicamente, la intendenta radical Aída Ayala pateó la elección en Resistencia para el 9 de octubre, lo mismo que sus pares ucerreístas de Presidencia Roque Sáenz Peña (la segunda ciudad de la provincia) y de Pampa del Infierno.
En la votación de ayer, el Gobierno chaqueño tanteó el uso del voto electrónico en 291 mesas (en Resistencia, Sáenz Peña, Villa Ángela y Machagai). Se manejó así con «prudencia» -en palabras del propio Capitanich-, a diferencia de Ayala, que desplegará el e-voto en la capital en el 90% de las mesas.

EN CORRIENTES, EL RADICAL COLOMBI FESTEJÓ VICTORIA EN LEGISLATIVAS
Corrientes - El Gobierno local encaramado en el frente Encuentro por Corrientes que lidera el radical Ricardo Colombi se imponía, por al menos 10 puntos, en la elección a senadores y diputados, resultado que le permitirá seguir manteniendo el control de la Legislatura local.
Segundo se ubicaba el Frente para la Victoria, que llevaba en primer término como senador a Rubén Pruyas, y a Hugo Vallejos como diputado. El tercer lugar en la categoría senador lo ocupaba el chamamecero Mario Bofill (Compromiso Correntino), y a diputado, Manuel Sussini.
El oficialista Encuentro por Corrientes imponía así a Sergio Flinta como senador y a Pedro Cassani, presidente de la Cámara de Diputados, como diputado en primer término, al promediar el 46% de los votos en ambos rubros.
Estimación
Casi 700 mil ciudadanos estuvieron habilitados para votar este domingo por trece bancas de diputados y cuatro de senadores, y se estima que participó entre el 60 y el 70 por ciento del padrón.
Durante la jornada, dirigentes y candidatos del Frente para la Victoria denunciaron casos de violación de la veda electoral por parte del frente gobernante.
Pruyas dijo: «Esto es lo que hace mal a la democracia, hemos realizado las denuncias del caso. En vez de favorecer, los que lo hacen los perjudica».
En el mismo sentido se expresó el concejal Agustín Payes (PJ), quien dijo en declaraciones a Radio Dos que el FpV denunció el funcionamiento activo de una sede de ECO, a menos de 100 metros de una escuela.
«Hicimos la denuncia ante la Junta Electoral, y efectivos de Gendarmería Nacional dispusieron el cierre del lugar», dijo el edil, a la vez que agregó que casos similares se dieron en distintos barrios de la ciudad.

En noviembre arranca pelea por Comité Nacional



ALFONSINISMO PUJARÁ POR SILLÓN DE SANZ (SI LE DAN LOS VOTOS)
Si algo le faltaba al maltrecho radicalismo en estos días para terminar de complicarlo, es la interna que se lanzó en estos días por la conducción del Comité Nacional. El mandato del mendocino Ernesto Sanz vence el próximo diciembre y, a pesar del resultado de la primaria abierta del 14 de agosto, el alfonsinismo quiere disputar el puesto.
Los radicales mendocinos, aunque no tengan todos el mismo color, no están por estos días dentro de las preferencias de Ricardo Alfonsín. El candidato a presidente sigue simulando que todo lo que escriben los medios sobre declaraciones de la dirigencia de la UCR en Mendoza son amplificaciones de una crisis que en el fondo no existe.
Pero Roberto Iglesias, Víctor Fayad y hasta el propio Sanz, aunque luego lo relativicen, siguen claramente en el intento de salvar el radicalismo provincial, las candidaturas e intendencias de la mala suerte electoral de la lista nacional propiciando el corte de boleta. Lo hizo ya Fayad en Mendoza capital al lograr 60% de los votos y conquistar la intendencia de esa ciudad. Y tras el triunfo de ayer de Ramón Mestre en Córdoba, esos intentos secesionistas en todo el país volvieron a tomar fuerza.
El Comité Nacional, en ese sentido, será otro campo de batalla.
Con las elecciones presidenciales a la vuelta de la esquina, en la UCR ya se cocinan las estrategias para la renovación de autoridades del partido a fin de año y el alfonsinismo está dispuesto a dar la batalla.
Pero esas pretensiones dependerán de los votos que logre Alfonsín en la elección del 23 de octubre. Si no logra superar el 12% de agosto, será difícil que frene las intenciones de Julio Cobos, aunque en público las niegue, de acceder a la conducción del Comité Nacional o del resto del radicalismo que ya cree que en la hegemonía del grupo Morena, el que propició la candidatura de Alfonsín, está llegando a su fin.
Cualquiera de los dos procesos abrirá de inmediato el pase de uno a otro grupo en un reacomodamiento para mantener el control del partido. Esa sangría sería letal para el alfonsinismo si no supera lo que logró en la primaria.
Tras bajarse de la carrera presidencial, Sanz mantuvo un bajo perfil y evitó confrontar con Alfonsín en la campaña. Fue un pacto de paz que firmó con el alfonsinismo para no complicar la campaña, pero todo indica que a partir del lunes 24 de octubre el mendocino romperá el silencio y volverá a jugar en la interna radical.
Por ahora Cobos y Sanz niegan querer conducir la UCR más allá de diciembre, pero el fin de semana algunos mendocinos aclararon a medios: «Nosotros vamos a dar la batalla. Queremos seguir teniendo lugar para definir el rumbo del partido».
El reparto de cargos, no obstante, estará atado a una estrategia más amplia que incluirá la definición de los jefes en los bloques de diputados y senadores, renovados también a partir de la asunción de los electos en diciembre próximo.
En el medio se realizará finalmente en noviembre la postergada Convención Nacional de la UCR: ese será un primer campo de batalla para discutir todos los roces que se callaron durante la campaña electoral. Fue un año de silencio en las bases radicales, acatando en muchos casos la disciplina partidaria para la campaña, pero ahora podría estallar desde allí el debate por la nueva conducción partidaria que buscará armar un nuevo marco de acuerdos con otras fuerzas, una vez que termine la campaña por la presidencia de Alfonsín.
  1   2   3   4   5   6


La base de datos está protegida por derechos de autor ©espanito.com 2016
enviar mensaje