Página principal

La suscripción de la parte económica del Acuerdo de Asociación de Ucrania con la Unión Europea


Descargar 12.28 Kb.
Fecha de conversión21.09.2016
Tamaño12.28 Kb.


La suscripción de la parte económica

del Acuerdo de Asociación de Ucrania con la Unión Europea

(27 de junio de 2014)


Ucrania siempre ha sido, es y será un miembro de la familia europea. Y hoy, después de tantos años, la firma del Acuerdo de Asociación de Ucrania con la Unión Europea, la parte económica del documento, hace un nuevo paso impetuoso hacia Europa, hacia los valores democráticos, la estabilidad, el desarrollo y la paz, cuyo objetivo final es entrar a la Unión Europea.

Como todos Ustedes saben, para finales de 2013 las expectativas de la sociedad de Ucrania para un cambio de fondo estaban depositadas en el Acuerdo de Asociación entre Ucrania y la Unión Europea que se veía como un instrumento que permitiría lanzar profundas reformas económicas, políticas y sociales con el fin de implantar los estándares europeos en Ucrania y asegurar la ulterior adhesión del país a la UE.

Tras la renuncia de Víctor Yanukovich a firmar este Acuerdo en la Cumbre de la Asociación Oriental celebrada en Vilnius el 28 de noviembre de 2013, decenas de miles de habitantes de Kyiv, clase media y estudiantes ucranianos volcaron a la céntrica Plaza de Independencia, lugar de la Revolución Naranja de 2004 (el famoso Maidán), para protestar pacíficamente bajo las banderas nacionales y de la UE contra el abuso de poder y el desprecio de los intereses nacionales por parte del Gobierno.

Dos semanas antes de firmar Acuerdo, Rusia empieza a realizar su plan comenzando a colocar barreras en sus fronteras con Ucrania, aumentando las tarifas aduaneras, y mostrando que si queríamos firmar ese acuerdo, perderíamos su mercado. Rusia siempre ha querido volver a Ucrania en su órbita de interés para la restauración del antiguo imperio de Unión de Republicas Socialistas Soviéticas.

Hace 23 años Ucrania ganó su independencia, luego del colapso de la Unión Soviética en 1991. Rusia perdió 14 repúblicas, porque se independizaron, y desde entonces parece que comenzó a planear cómo recuperar todas esas tierras, y una primera fase de este plan era hacer más débil al país vecino, a Ucrania.

El primer paso fue desmilitarizar a sus vecinos. El día 5 de diciembre de 1994 entre Ucrania, los Estados Unidos de América, Rusia y Gran Bretaña fue firmado el Memorando de garantías de seguridad en relación con la adhesión de Ucrania al Tratado sobre la no proliferación de las armas nucleares o el Memorando de Budapest. China y Francia también han confirmado sus garantías de seguridad para Ucrania. Según este documento, a cambio de la adhesión de Ucrania al Tratado sobre la no proliferación de las armas nucleares como Estados no poseedores de armas nucleares, y la expulsión del territorio de las armas nucleares existentes, Ucrania recibió garantías de su soberanía, independencia y seguridad.

Ucrania, entonces tercera potencia nuclear mundial, se obligó a deshacerse de todas sus armas nucleares, mostrando a todo el mundo, que nuestra nación era pacífica, y que no entraría en guerra. Así, Ucrania se convirtió en un luchador muy fuerte por la no proliferación nuclear en el mundo. De tal modo, desde entonces Ucrania quedó sin sus armas defensivas estratégicas nucleares.

“La Revolución de la Dignidad” tuvo lugar en Ucrania desde noviembre de 2013 hasta febrero de 2014. El pueblo ucraniano se levantó contra el régimen criminal y la increíble corrupción del gobierno anterior del Víctor Yanukóvych y demostró que Ucrania eligió su camino hacia el estado de derecho, la democracia y el desarrollo económico.

En estas circunstancias Rusia, el país que por dos décadas se posicionaba como una nación amiga, hermana y socio estratégico de Ucrania, en violación de las normas del derecho internacional, de la Carta de las Naciones Unidas, de los principios del Acta Final de Helsinki y sus compromisos emanados del Memorando de Budapest de 1994 y del Tratado de Amistad bilateral suscrito en 1997, ejerce una invasión militar a Ucrania. Ahora Rusia está tratando de hacer todo lo posible para evitar de la firma del acuerdo con la UE, para evitar la formación de un Estado fuerte, democrático, independiente y soberano de Ucrania, que quiere unirse a los países europeos. La evidencia de esto se convirtió en una anexión militar de Crimea y los continuos intentos de desestabilizar la situación en las regiones ucranianos de Lugansk y Donetsk con la ayuda de los terroristas, saboteadores y militares rusos. Sin embargo, nuestro país, el pueblo ucraniano ya han hecho su elección – y es la elección de los valores democráticos y la libertad. Creemos que el apoyo de todo el mundo, incluyendo el apoyo de todos los Estados de Europa en este período difícil nos permitirá ser liberados del yugo ruso y unirse a la familia de las naciones europeas.

El 21 de marzo de 2014 el Primer ministro ucraniano Arseny Yatseniuk, los dirigentes de la Unión Europea Herman Van Rompuy y José Manuel Durao Barroso, y líderes de los 28 países del bloque, firmaron los capítulos clave del acuerdo de asociación en un evento al margen de la cumbre de la UE que se realiza en Bruselas. Ucrania y la Unión Europea firmaron la Parte política del Acuerdo de la Asociación UE-Ucrania.

A partir de 23 de abril de 2014 la Unión Europea unilateralmente abrirá sus fronteras para toda la mercancía ucraniana sin cobro de ningún tipo de impuestos aduaneros.

Tras finalizar los comicios presidenciales del 25 de mayo pasado que mostraron una masiva afluencia popular a las urnas, a pesar de los intentos de los grupos armados en el Este de frustrarlos, el pueblo de Ucrania demostró claramente que depositaba las expectativas de profundos cambios económicos y sociales con Petro Poroshenko quien salió ganador de estas elecciones con un nivel de apoyo cercano al 55%. Según conclusiones de los grupos de observadores internacionales, las elecciones presidenciales fueron libres, transparentes, competitivas y democráticas de conformidad con los estándares europeos. Inmediatamente el ganador de estos comicios recibió numerosas felicitaciones por parte de los mandatarios europeos, así como de los EE.UU. y países de otras regiones del mundo.

La elección del nuevo Jefe de Estado legítimo reabre la perspectiva de la integración europea de Ucrania, siendo el primer paso la suscripción el día 27 de junio del Presidente de Ucrania Petro Poroshenko de la parte económica del Acuerdo de Asociación entre Ucrania y la Unión Europea que prevé la creación de una zona de libre comercio, así como para acelerar y profundizar el diálogo nacional sobre la descentralización de los poderes entre el Gobierno central y las regiones, afianzar los institutos del Estado, lanzar un proceso de reforma constitucional y promover las necesarias reformas económicas.

La suscripción de la parte económica del Acuerdo de Asociación de Ucrania con la Unión Europea durante la cumbre de los Veintiocho en Brúcelas el 27 de junio habrá concluido el proceso de firma del Acuerdo de Asociación. Esperamos que tras la firma, Ucrania aún tendrá un camino por delante para implementar el acuerdo, algo que supondrá un enorme reto para la economía del nuestro país.



El Acuerdo acercaría a nuestro país al corazón de Europa y a una forma de vida europea. La Unión Europea reconoce las aspiraciones del pueblo de Ucrania a vivir en un país gobernado por valores, por la democracia y el papel de la ley, donde todos los ciudadanos tienen una participación en la prosperidad nacional.




La base de datos está protegida por derechos de autor ©espanito.com 2016
enviar mensaje