Página principal

Jorge luis preciado


Descargar 9.44 Kb.
Fecha de conversión21.09.2016
Tamaño9.44 Kb.
Proposición del Sen. Jorge Luis Preciado Rodríguez, del Grupo Parlamentario del Partido Acción Nacional, la que contiene punto de acuerdo que exhorta a la Cámara de Diputados a incluir en el Decreto de Presupuesto de Egresos de la Federación a los tribunales agrarios, en rubro de “ramos autónomos”.

Quien suscribe, JORGE LUIS PRECIADO, integrantes de  la LXII Legislatura de la Cámara de Senadores, con fundamento en lo dispuesto por los artículos 8 numeral 1 fracción II, y 276 del Reglamento del Senado de la República, someto a la consideración de esta Honorable Asamblea, la siguiente proposición con PUNTO DE ACUERDO, POR EL QUE EL SENADO DE LA REPÚBLICA EXHORTA A LA CAMARA DE DIPUTADOS PARA ESTABLECER EN EL DECRETO DE PRESUPUESTO DE EGRESOS DE LA FEDERACIÓN INCLUYA A LOS TRIBUNALES AGRARIOS, EN RUBRO DE “RAMOS AUTONOMOS”, QUIENES GOZAN DE PLENA AUTONOMIA CONSTITUCIONAL Y POR TANTO, DEBEN GOZAR DE INDEPENDENCIA FINANCIERA-PRESUPUESTARIA., con base en las siguientes:



ANTECEDENTES

Los Órganos Constitucionales Autónomos como los Tribunales Agrarios, son instituciones que están fuera del marco de referencia de los poderes tradicionales, y se establecen en las normas jurídicas constitucionales, dotándolos de independencia en su estructura orgánica y así alcanzar los fines para los que se crearon, es decir, para que ejerzan una función pública fundamental, y que por razones de su especialización e importancia social se requería la autonomía del órgano creado.

En esta tesitura, en México se establecieron los Tribunales Agrarios, mediante una reforma constitucional publicada el 6 de enero de 1992, los cuales se ubican como órganos jurisdiccionales autónomos, porque así lo establece expresamente el artículo 27 Constitucional, en la fracción XIX, segundo párrafo, el cual señala que la ley instituirá tribunales dotados de autonomía y plena jurisdicción.

En suma, los tribunales agrarios, son los encargados de intervenir en las controversias agrarias que se suscitan entre los sujetos de derecho agrario, como la función de declarar el derecho como jueces de conciencia y resolver los juicios que son de su conocimiento, que gozan de autonomía y plena jurisdicción, porque como ya se expuso tienen facultades para juzgar y resolver todas las cuestiones de su competencia, con el poder suficiente para ejecutar sus propios fallos y determinaciones.

Sin embargo, la concreción que se efectuó en el artículo 1 de la Ley Orgánica de los Tribunales Agrarios al modificarse, sin razón jurídica alguna, la disposición constitucional, en el sentido de que “los tribunales agrarios son los órganos federales dotados de plena jurisdicción y autonomía para dictar sus fallos a los que  les corresponde en términos de la fracción XIX de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, la administración de la justicia agraria en todo el territorio nacional”, trastocó el sentido constitucional, ya que éste se refiere a la autonomía total del órgano como tal, y en la ley orgánica se circunscribió a la función de emitir los fallos jurisdiccionales, lo que en sí es diferente al mandato constitucional. Esto es que, los tribunales agrarios requieren de plena autonomía, esto implica una independencia política, financiera, jurídica y operativa, para realizar la función de administración de justicia agraria.

En resumen, con motivo de la autonomía de rango constitucional que gozan los tribunales agrarios, es necesario, materializar tal atributo de su naturaleza jurídica, para ello se necesita que exista autonomía: técnica, orgánica o administrativa, financiera-presupuestaria, normativa, de funcionamiento, plena.

El debate del Senado de la República en el tema, debe generarse en un estricto respecto a la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, por tal motivo, debemos manifestar la voluntad de la nación por redefinir y respetar el mandato del Constituyente y hacer posible, que los Tribunales Agrarios sean efectivamente independientes, con todas las características que un órgano constitucional autónomo requiere.

Ya que permitir que los Tribunales Agrarios, se establezcan en el inciso “B.- RAMO ADMINISTRATIVO” del Decreto de Egresos de la Federación, es controvertir la voluntad del texto Constitucional, en atención que al depender del ejecutivo no existe plena autonomía, lo que es contrario a la intención del legislador, ya que esta dependencia presupuestaria, puede ocasionar presiones de esta naturaleza por parte del ejecutivo y que obstaculicen una sana impartición de justicia.

En tal sentido, el Senado de la República del H. Congreso de la Unión debe solicitar a la Cámara de diputados establezca en el decreto de presupuesto de egresos de la federación para el ejercicio fiscal 2013,  incluya a los tribunales agrarios, en rubro de “ramos autónomos”, respecto de los tribunales agrarios, quienes gozan de plena autonomía constitucional y por tanto, deben gozar de independencia financiera-presupuestaria.

En ese orden de ideas, someto a la consideración de esta H. Asamblea la siguiente Proposición con Punto de acuerdo de urgente y obvia resolución por el que se solicita:



PUNTO DE ACUERDO

ÚNICO. El Senado de la República del H. Congreso de la Unión solicita: CÁMARA DE DIPUTADOS ESTABLEZCA EN EL DECRETO DE PRESUPUESTO DE EGRESOS DE LA FEDERACIÓN PARA EL EJERCICIO FISCAL 2013,  INCLUYA A LOS TRIBUNALES AGRARIOS, EN RUBRO DE “RAMOS AUTÓNOMOS”,  QUIENES GOZAN DE PLENA AUTONOMÍA CONSTITUCIONAL Y POR TANTO, DEBEN GOZAR DE INDEPENDENCIA FINANCIERA-PRESUPUESTARIA.

Suscriben



JORGE LUIS PRECIADO

Senador por el Estado de Colima



Salón de Sesiones del Senado de la República, a los 31 días del mes de octubre de 2012


La base de datos está protegida por derechos de autor ©espanito.com 2016
enviar mensaje