Página principal

El Rin Rin Biblico


Descargar 10.31 Kb.
Fecha de conversión18.07.2016
Tamaño10.31 Kb.
El Rin Rin Biblico

Personajes

Operadora
Moisés
Jonás
Sarah
Cualquier hombre / cualquier mujer
Un escritorio cubierto con papel a la derecha a donde se encuentra un operador de teléfono. A su izquierda todos los personajes entrarán y llamarán.

OPERADORA: Un Rin Rin, dos Rin--¡OH! Buenas y amables noches, hola. ¿Es este el lugar a donde estoy hablando? Ah si, ¿está algún Moisés ahí por favor?… ¿Qué?… (risa fuerte) Lo siento. Entendí mal. Puedo por favor hablar con él? Gracias.

MOISES: (Entra con voz temblorosa, tartamudeando, evidentemente preocupado y ansioso de que hay una llamada para el) ¿Hola?

OPERADORA: Hm., si. Es usted el Señor Moisés?

MOISES: Si, ¿hay algún problema?

OPERADORA: (Haciendo ruidos con la nariz) ¡OH! Señor Moisés, es usted tan chistoso. Mire Señor Moisés, dice en mi archivo que a usted se le está llamando para hacer una transferencia de un Señor Faraón de Egipto. ¿Es esta información correcta?

MOIESES: Este… bueno.. yo.. hmm….

OPERADORA: Por favor Señor Moisés. ¿Para qué andar con evasivas?.. o debería decir…”con arbustos ardientes?” (Gran carcajada)

MOISES: Por favor. Ya discutí esto con Dios. Pensé que él había decidido darle una llamadita a Aaron mi hermano.

OPERADORA: Perdone que difiera con usted. Nuestros registros claramente muestran que aunque su hermano pueda ayudar en las operaciones, esta no es una llamada para ambos, Dios claramente lo ha escogido a usted.

MOISES: (Gran suspiro) No tengo problemas teniendo una relación con Dios. Solamente que no quiero que él me llame a mi todo el tiempo. ¿No tiene un bloqueador de llamadas o algo así?

OPERADORA: OH Señor Moisés, lo siento, eso no es posible. El tener una relación con Dios significa que, para empezar, usted al menos escucha cuando el llama. Estoy segura que Dios lo ayudará, pero necesita regresar su llamada.

MOISES: Bueno… ¿Me ayudará Dios con los cargos?

OPERADORA: Por supuesto.

MOIESES: ¿Estará Dios conmigo?

OPERADORA; En cada paso del camino

MOISES; Está bien, le regresaré la llamada a Dios.

(Sale del escenario por el lado izquierdo).

JONAS: (Entra empapado, temblando, miserable; habla con algún acento burlándose) ¡Hola! Es esta la persona con quién estoy hablando?

OPERADORA; Si, soy yo. ¿Puedo ayudarle?

JONAS: Si, ¡habla Jonás! ¡Necesito hablar con mi agente de viajes y quiero hablar con él ahora mismo!

OPERADORA: Un momento por favor…(pausa) OH tu eres ese tal Jonás.

JONAS: (Gritando) ¿Por qué adivinaste?

OPERADORA: (Riéndose) OH, Señor Jonás, ¡Hemos estado esperando escuchar de usted! ¿Su alojamiento ha sido menos de lo que usted esperaba?

JONAS: ¡Estoy dentro de una ballena! ¿Ha oído el interior de una ballena?

OPERADORA: OH Dios mío, no, pero no traté de invertir los cargos de mi llamada tampoco.

JONAS: ¿De qué está hablando?

OPERADORA: OH, Señor Jonás, nuestros registros claramente muestran que usted fue llamado para ir a Nínive y usted rehusó aceptar los cargos. ¿Realmente pensó usted que podía huir de esto, Señor Jonás? ¿Qué no se dio cuenta que somos omnipotentes aquí? Esto es: “potente” con un “omni.” (Risa haciendo sonidos con la nariz)

JONAS: ¿Así que usted está diciendo que no puedo invertir los cargos? ¿Qué tengo que aceptar el llamado que tengo?

OPERADORA: Ya lo entendió, Señor Jonás.

JONAS: ¿Estará Dios conmigo?

OPERADORA: Cada paso del camino.

JONAS: Bueno, está bien. Gracias…. Supongo…(sale del escenario a la izquierda, entra Sarah)

OPERADORA: Hermosos buenos días y hola. ¿Es esta la persona con quien hablo?

SARAH: Si, soy Sarah, si. ¿Puedo ayudarla?

OPERADORA: Si, esta es la compañía de teléfonos llamándola. Tengo un forma de aviso de una Saraí, esposa de Abraham. Es algo acerca de una conexión de una llamada de tres que falló.

SARAH: Ah si, ¡Yo soy Sarah!

OPERADORA: Esta forma dice que estoy buscando a una Sarah.

SARAH: Si, bueno, el nombre de mi esposo y el mío fueron cambiados recientemente…(dulce sarcasmo) Supongo que siendo la compañía de teléfonos omnisciente, ya lo sabían.

OPERADORA: Sabíamos, solo quería estar segura que usted había aceptado el cargo. Parece ser que usted ha tenido problemas últimamente aceptando el llamado de Dios que tiene sobre su vida.

SARAH; Bueno, originalmente teníamos un arreglo para el llamado de tres personas que era yo, mi esposo y … bueno.. una sirvienta la cual tengo muchas razones por las que no me agrada.

OPERADORA: (gran sonido con la nariz y risa) ¡Ah si! ¡Todavía hablamos de ella aquí! Pero yo tenía la impresión que esta situación ya se había arreglado.

SARAH: Pues ya se arregló. Pero mientras hablo contigo por teléfono… ¿Es verdad que voy a dar a luz a un hijo?

OPERADORA: ¿Prometes no reírte?

SARAH: (Viendo hacia abajo un poco apenada) Lo prometo.

OPERADORA: Has sido llamada para dar a luz a un hijo cuyo nombre será Isaac.

SARAH: (Emocionada) ¡OH! ¡Gracias! (Sale del escenario a la izquierda)

CUALQUIER HOMBRE: (Entra irritado, habiendo sido interrumpido de su trabajo por esta llamada; toma el teléfono, contesta gruñón) ¡Hola!

OPERADORA: (Por primera vez es tomada por sorpresa) Hmmm…este….¡ah si! Hermosos buenos días y … ¡ahhh! ¿Es esta la persona con la que estoy hablando?

CUALQUIER HOMBRE: ¡Si! ¡Estoy ocupado! ¿Qué rayos quieres?

OPERADORA: ¡Oh! Perdóneme, señor, por interrumpirlo, pero hay una llamada para usted en la línea tres.

CUALQUIER HOMBRE: ¿Tres? ¿Qué quieres decir con la línea tres? ¡Sólo tenemos dos líneas!

OPERADORA; ¡OH señor! ¡Pero esta es línea directa! Usted tiene una llamada para el ministerio de parte de Dios.

CUALQUIER HOMBRE: ¿De qué está hablando usted? Ya tengo un trabajo. Trabajo como reparador. (Se mueve para colgar el teléfono pero las palabras de la Operadora lo detienen justo a tiempo)

OPERADORA: ¡OH señor, espere¡ Le ruego que espere. Dios quiere que usted entienda que su ministerio es como reparador. Usted está usando sus dones dados por Dios en el mundo. Es su llamado especial.

CUALQUIER HOMBRE: ¿Quiere decir que estoy en el ministerio? Bueno, nunca pensé que yo… quiero decir… Dios me está llamando? Pero no soy bueno con la gente. Hay otras personas más religiosas que yo. ¡Llámalos a ellos! ¡Haz que ellos lo hagan! Y, ah sí-(Liberado de que pensó otra excusa) —No tengo tiempo de pensar en otra cosa.

OPERADORA: ¡OH amable señor! (haciendo el sonido de nariz) Qué impresionante. Ha sido capaz de meter todas las excusas en un solo respiro. Esto rebaja considerablemente el tiempo. Con razón es usted tan exitoso. Sus talentos con la gente son necesitados en este mundo. Usted puede enseñar a la gente lo que significa una vida Cristiana.

CUALQUIER HOMBRE: ¿Tengo alguna opción?

OPERADORA: Bueno, quisiéramos decir que si, pero usualmente obtenemos a nuestra gente al final.. de una forma u otra.

CUALQUIER HOMBRE: OH, bueno, está bien. Perfecto, ¡Lo haré! Pero me ayudará Dios y estará conmigo?

OPERADORA: ¡Dios siempre estará con usted! Y, señor—

CUALQUIER HOMBRE: (Comienza a salirse, pero regresa para la respuesta final) ¿Si?



OPERADORA: Gracias por aceptar el llamado de Dios.

FIN


La base de datos está protegida por derechos de autor ©espanito.com 2016
enviar mensaje