Página principal

El Dr. José Manuel Martínez Cañas, pionero de la electrocardiografía en Cuba; tiene como mérito haber introducido la fonocardiografía, fue el autor además


Descargar 21.35 Kb.
Fecha de conversión22.09.2016
Tamaño21.35 Kb.
 

 

 



 

 

  

El Dr. José Manuel Martínez Cañas, pionero de la electrocardiografía en Cuba; tiene como mérito haber introducido la fonocardiografía, fue el autor además, de los primeros trabajos científicos de cardiología publicados en Cuba y fundador de la especialidad en el país.

Síntesis Biográfica

Nació el 5 de agosto de 1893 en La Habana, estudió el bachillerato en el Instituto de Segunda Enseñanza en esta provincia, obtuvo resultados brillantes, sobresaliendo en las asignaturas de Física y Química, triunfó en las oposiciones a un premio de Literatura. Se destacó en la práctica de deportes: la esgrima, con la que alcanzó laureles en un torneo y fue, además, un estudiante apasionado del violín y de la pintura.


Consolidando su carrera


Matriculó la carrera de medicina y se graduó en 1917, obtuvo calificaciones de sobresaliente en todas las asignaturas; además de 16 premios. Ese mismo año se presentó a un concurso - oposición como aspirante a la plaza de ayudante de la cátedra de patología médica y alcanzó el primer premio. Algunos años más tarde se presenta a nuevas oposiciones y alcanza el alto honor de Profesor Titular de la misma Cátedra, al retirarse el doctor Diego Tamayo Figueredo quien la profesaba. Amplió estudios en los Estados Unidos con los profesores Bischopo y Harold.Pasión por la cardiología

Se especializó en cardiología, la que él llamó «su vocación irresistible», entonces una naciente rama de la medicina, con el doctor Selian Heuhaf, de la Universidad de Fordham, EE.UU.; con el afamado profesor Thomas Lewis de Londres y en el Instituto de Cardiología Experimental de Bad-Nauheim, Alemania, con el profesor A. Weber,

El primer trabajo sobre esa disciplina publicado en Cuba fue escrito por él y lleva como título: «Electrocardiografía: su valor en Clínica» aparece en la Revista Médica Cubana, Tomo número 7, página 1, julio de 1919.

Obras destacadas


De regreso a su país introdujo la electrocardiografía, al traer de los Estados Unidos un electrocardiógrafo y realizar el primer electrocardiograma en septiembre de 1919, dedicado a "un maestro inolvidable, el doctor Grande Rossi".

También introdujo en la Isla la fonocardiografía o estenografía, según el informe preliminar presentado ante la Sociedad de Estudios Clínicos el 19 de octubre de 1922 y, posteriormente, en el VI Congreso Médico Latinoamericano, en noviembre de ese año.


Otras publicaciones


Fueron:

  • «Consideraciones de la electrocardiografía en las enfermedades del corazón». Vida Nueva 1920.

  • «Consideraciones sobre Patología Clínica y Cardio Vascular». Vida Nueva 1921.

  • «Las Bradicardias: Su concepto actual». Revista Médica Cubana 1922.

  • «Elogio del Dr. Joaquín Albarrán». Revista Médica Cubana 1924.

  • «Consideraciones sobre la angina de pecho». Vida Nueva 1925.

  • «Curso de Patología Médica. Sección de Cardiopatología».Habana, 1926. En 400 M; ps.

  • «La Medicina Contemporánea». Revista Médica Cubana. Agosto, 1933.

  • «Estetografía Clínica». Vida Nueva. Abril, 1936.

  • «Los ruidos diastólicos». Revista Médica Cubana. Enero, 1937.

Aportes a la fonocardiografía


Las notables aportaciones del profesor Martínez Cañas a la fonocardiografía recibieron el homenaje del profesor René Lutembacher, de París, al ser incluidas entre los avances de la cardiología en 1936 ("Le Monde Medical", mayo de 1937) y calificadas como "las mas fundamentales" en el continente americano por el profesor A. Weber, su antiguo maestro, director del Instituto Cardiológico de la Universidad de Giessen, en Bad-Nauheim, Alemania, al hablar ante el Congreso Germano-Ibero-Americano celebrado en Berlín en 1937.

Cargos ocupados


Académico de número de la Academia de Ciencias Médicas, Físicas y Naturales de La Habana, presidente de la Sociedad de Estudios Clínicos de La Habana y fundador y presidente de la Sociedad Cubana de Cardiología, poseía una vasta cultura humanista y artística y dominaba los idiomas inglés, francés, alemán, italiano y portugués.

Como docente


Profesor de Patología médica, lamentablemente, tan eminente profesor no ejerció la docencia por muchos años. Cerrada la Universidad de La Habana de 1930 a 1933 y de 1935 a 1937, al reabrirse en éste último año presentó su renuncia irrevocable, desconociéndose los motivos que lo llevaron a tan infeliz decisión para la enseñanza médica superior cubana. A ella, sin embargo, se refirieron 2 de sus más íntimos amigos, los eruditos profesores y críticos literarios doctores José M. Chacón y Calvo y Juan J. Remos Rubio, al escribir sobre él con motivo de su fallecimiento.

El doctor Chacón y Calvo diría "Las impurezas de la realidad lo llevaron a renunciar, cuando aun era muy joven, a una cátedra, ganada en muy honrosa lid, aunque en honor de su Facultad debemos decir que nunca esta aceptó su renuncia y siempre consideró a Martínez Cañas como uno de sus timbres de gloria" y el doctor Remos, que "su entereza le llevó a renunciar su cátedra universitaria, obtenida por oposición, para sustituir la venerable personalidad científica y patriótica del doctor Diego Tamayo, cuando entendió que su honor como profesor no le permitía continuar en su desempeño".


Muerte


El doctor José Manuel Martínez Cañas muere en La Habana el 7 de julio de 1952, de un colapso cardíaco tras prolongado padecimiento, como un cruel imponderable para quien había sido el padre de esos estudios en Cuba.

Fuentes


  • Biografía del Dr. José Manuel Martínez Cañas. Artículo mecanografiado.

  • Archivo Oficina de Historia del Minsap. Ciudad de La Habana 1572007.

  • González Martín, Diego. Profesor Martínez Cañas, fundador de la moderna cardiología en Cuba. Revista Bohemia. La Habana. Diciembre 2 de 1951. pp. 106-8.


La base de datos está protegida por derechos de autor ©espanito.com 2016
enviar mensaje